A ver si le va a salir mal la operación a Sánchez… A ver si, después de tanto rigodón, de tanto que te quiero ver pero no te veo, de tanto yo bien quisiera pero tú no me ayudas a consumar el acto, los espectadores se van a haber dado cuenta ya del truco de La Moncloa y no hay quien les convenza de que la culpa de que a estas alturas no haya Gobierno no es única y exclusivamente del presidente en funciones, que había jugado aparentemente bien sus cartas en un principio pero la partida se le puede volver en contra en la última mano.

Para seguir leyendo Regístrate GRATIS