El pulso, o mejor dicho, la batalla, está siendo larga pero no tengamos la menor duda de que se ganará. Me refiero al comportamiento y a las decisiones que algunos tribunales de países miembros de la UE y , ayer mismo, del Parlamento europeo, están tomando respecto de los dirigentes independentistas juzgados y condenados y de los huidos de la Justicia española. Pero el tiempo acabará dando la razón a la ley y a los tribunales españoles.

Para poder acceder a este y otros contenidos debes de ser suscriptor.

Opciones de suscripción

¿Todavía no estás seguro? Consulta aquí todas las ventajas de suscribirte a El Independiente.

¿Ya eres usuario Premium?

Identifícate