Reconozcamos de una vez que tenemos al presidente del gobierno más imprevisible de la historia reciente, no obedece a consignas de partido, ni de la opinión pública, tampoco actúa según las necesidades más urgentes de su población, solo lo hace con un único objetivo: permanecer en el poder.

Para poder acceder a este y otros contenidos debes de ser suscriptor.

Opciones de suscripción

¿Todavía no estás seguro? Consulta aquí todas las ventajas de suscribirte a El Independiente.

¿Ya eres usuario Premium?

Identifícate