Rusia es un Estado agresor que día tras día sigue cometiendo crímenes atroces contra la población ucraniana. Esta es una evidencia consolidada a través de las imágenes que desde febrero han ido ocupando nuestras pantallas y nuestras conciencias, y que ha constatado el Consejo de Derechos Humanos de la ONU a través de su Comisión de Investigación sobre Ucrania.

Para poder acceder a este y otros contenidos debes de ser suscriptor.

Opciones de suscripción

¿Todavía no estás seguro? Consulta aquí todas las ventajas de suscribirte a El Independiente.

¿Ya eres usuario Premium?

Identifícate