El tribunal del ‘caso Gürtel’ ha decidido mantener en el banquillo al PP como responsable a título lucrativo por la financiación ilegal de los ayuntamientos madrileños de Pozuelo y Majadahonda. Además, los jueces se han negado a citar como testigo a Mariano Rajoy y han rechazado las peticiones de nulidad planteadas por las defensas de los acusados. Asimismo, han establecido que el núcleo de esta trama de corrupción está integrado por 13 personas, entre ellas Francisco Correa y Luis Bárcenas,  que son las únicas que están obligadas a asistir a las primeras sesiones de esta vista.

Los jueces han dado por buenas las pruebas reunidas en este sumario por los jueces instructores, aunque se han reservado para un análisis posterior los efectos de las mismas. Por ello, han calificado como «prematuras» las peticiones de las defensas por haber intentado eliminar de esta causa las intervenciones telefónicas, el pendrive que recoge la contabilidad b de la trama corrupta y por haber puesto en duda que la Audiencia Nacional sea el tribunal competente para enjuiciar estos hechos.

Una defraudación a gran escala

El tribunal ha explicado a los letrados que no pueden pronunciarse en este momento del juicio sobre la validez de las pruebas, pero han defendido que pueden enjuiciar estos hechos porque «hablamos de una defraudación que se cometido en más de una provincia». Los jueces tampoco han admitido que los hechos imputados a los acusados hayan prescrito.

Trece acusados están obligados a asistir a las primeras sesiones de este juicio, entre ellos Correa y Bárcenas

La mayor parte de sus explicaciones se ha centrado en explicar que la ausencia o presencia de los acusados en las vistas es un derecho y no una obligación, según una directiva europea. No obstante, han aclarado «que este derecho hay que modularlo». Por este motivo, han establecido que deben estar presentes en las primeras sesiones las siete personas que forman el llamado grupo Correa, entre ellas Francisco Correa, su número dos, Pablo Crespo y el contable, José Luis Izquierdo; cuatro políticos del PP (Luis Bárcenas, Jesús Sepúlveda y Alberto López Viejo y Ricardo Galeote); el arrepentido José Luis Peñas y el asesor fiscal Luis de Miguel. El resto podrán ausentarse de la sala.

Documentación suiza

El tribunal también ha validado la documentación aportada por Suiza hasta que el Tribunal Supremo de este país confirme que se puede usar en este juicio al resolver el último recurso presentado contra la autorización que ya han hecho dos tribunales inferiores helvéticos. Y ha confirmado que en las cuentas de la Audiencia Nacional quedan ingresados los 2,2 millones de euros que Francisco Correa ha entregado para reparar el daño causado y que han sido desbloqueados de sus cuentas suizas.

Con esta decisión, el tribunal ha atendido la mayoría de las alegaciones planteadas por la fiscalía y las acusaciones en respuesta a las peticiones de las defensas. La fiscal Concepción Sabadell ha sido especialmente dura con los defensores de los que ha dicho que han pretendido «intoxicar» este proceso para evitar que se inicie este juicio que cuenta con «una abrumadora prueba».

La Fiscalía replica con dureza a las defensas

La representante del Ministerio Fiscal ha asegurado que los letrados han realizado un derecho de defensa «oportunista e impresentable» y ha defendido todas las pruebas incorporadas al sumario. Asimismo, Sabadell ha acusado a los letrados de «falta de rigor jurídico» en sus argumentaciones. Y ha respondido con contundencia al PP cuyo abogado, Jesús Santos, quiso derivar la responsabilidad de la financiación ilegal de los ayuntamientos a los grupos municipales.

El PP se ha beneficiado de los delitos de malversación y cohecho, según la fiscal anticorrupción

«El PP es el que se vio beneficiado en más de 245.000 euros y no los grupos municipales», aseveró. Y añadió: «El PP se benefició de fondos procedentes de los delitos de malversación y cohecho». Asimismo, la fiscalía se opuso a que los acusados no estuvieran presentes en la vista y solo abrió la puerta a levantar esta obligación a los que «se conformen o reconozcan los delitos».

La jornada del martes

La sesión se reanudará hoy con la reproducción de las grabaciones que hicieron en su día dos fallecidos en este juicio y con las de Álvaro Lapuerta y otro acusado que han sido apartados de esta vista por padecer demencia. Luego llegará el turno de los arrepentidos.

Uno de los arrepentidos, Roberto Fernández, es detenido para que cumpla una condena por malos tratos

El empresario Jacobo Gordon (socio de Alejandro Agag, yerno de José María Aznar) será el primero en declarar. Le seguirá el constructor Alfonso García Pozuelo y después le llegará el turno al ex concejal de Hacienda en Pozuelo Roberto Fernández que este lunes ha sido detenido para que cumpla una condena por malos tratos.

La declaración de Correa se podría llevar a cabo entre el jueves y el viernes. Fuentes de su entorno confirman su intención de tirar de la manta y en la sesión de este lunes ha charlado en varias ocasiones con el que fuera su número dos en esta trama, Pablo Crespo, y con su abogado, Miguel Durán, en el hall de la Audiencia durante los recesos de esta jornada.