Ideas para la sociedad española. Bajo este título, FAES ha celebrado este mañana un foro en Madrid donde José María Aznar ha reunido a los ex ministros Alberto Ruiz-Gallardón y Josep Piqué. La expectación era máxima tras el proceso de divorcio de FAES con el PP y las críticas sobre cómo el gobierno afronta, por ejemplo, la nueva «operación diálogo» con Cataluña. Y las más aceradas críticas han venido de la mano de Gallardón que, aunque fuera de la política, «a la que no pienso volver», ha soltado toda su artillería contra el actual PP.

A juicio del que fuera también presidente de la comunidad de Madrid y alcalde de la capital de España, el partido en el Gobierno «ha tenido miedo a la definición ideológica porque la indefinición permitía ampliar la base social».

Ello ha llevado a pensar a que «se podían sacrificar principios y eso lo hemos vivido muy especialmente en el centro-derecha» español. El ministro que dejó el cargo tras echársele abajo la reforma de la ley del aborto a la que se comprometió Rajoy en su campaña de 2011, ha insistido en que «hemos estado escondiendo nuestras ideas, avergonzándonos de lo que realmente pensábamos «, echando mano del plural mayestático.

El PP «ha tenido miedo a la definición ideológica porque la indefinición permitía ampliar la base social», según Gallardón

En buena medida, esa actitud vergonzosa es producto, a juicio de Gallardón, del proceso de «deslegitimación» que puso en marcha la izquierda en época de José Luis Rodríguez Zapatero, intentando anclar al PP «a tiempos pretéritos». La ley de memoria histórica, ha dicho, «estaba orientada en ese sentido: servir de deslegitimación» del centro-derecha y ante ese proceso, el PP, al que nunca ha citado explícitamente, ha tenido «reticencias en defender sus ideas».

Ariete contra su partido, mucho más que el propio Aznar, que ha clausurado el acto, ha lamentado también la idea extendida «de que sólo con bonanza económica podíamos conseguir el apoyo ciudadano y ahora hay que convocarlos a un proyecto compartido». Esta era la primera ocasión en que Gallardón tomaba la palabra en un acto de contenido político desde que abandonó el ministerio de Justicia en septiembre de 2014.

Loader Loading...
EAD Logo Taking too long?

Reload Reload document
| Open Open in new tab

Aznar, en un papel hoy más secundario, ha lanzado dos mensajes claros, esto es, que nadie le va a callar pero que no tiene mas pretensión que presidir su fundación. El ex presidente del gobierno y ex líder popular quiere «favorecer unas ideas y políticas y esto es lo que queremos hacer y lo que vamos a hacer». España, ha agregado para introducir la segunda idea con la que ha puesto fin a su discurso, «es tarea de todos, es nuestra tarea y lo queremos hacer bien, desde nuestro sitio, y ahí vamos a permanecer».

Culmina así el primer acto de muchos otros que irá desarrollando FAES durante los próximos meses y que ha contado con la presencia, entre los invitados, de los vicesecretarios populares Javier Maroto y Andrea Levy, y de la ex presidenta de la comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre.