El coordinador general del PP, Fernando Martínez Maillo, ha subrayado ante el anuncio de la sentencia del caso Nóos que el mensaje esencial es que la justicia garantiza que «el que la hace, la paga», y «si lo ha hecho alguien, al final lo va pagar».

Martínez Maillo, en una entrevista en Antena 3, anterior al anuncio de la sentencia ha resaltado que eso es lo esencial «dentro de lo doloroso que supone ver a la infanta (Cristina) y a su esposo (Iñaki Urdangarin) en el banquillo y lo complicado que es comprender esa situación desde el punto de vista personal».

El dirigente del PP, que ha señalado que previsiblemente la sentencia será recurrida por alguna de las partes, ha insistido en que la justicia es independiente y actúa «se llame como se llame la persona que supuestamente ha cometido ese delito».

Respecto a la implicación del ex presidente de Baleares y ex dirigente del PP Jaume Matas en este caso después de estar afectado por otros procedimientos judiciales, Martínez Maillo ha señalado que su partido «ya ha pasado página» con él y desde hace mucho tiempo no forma parte de esta fuerza política. «Es una pena que una persona haya podido llegar eventualmente a una situación como esta. Lo único que pedimos es que se haga justicia y que se haga cuanto antes», ha añadido.

Bescansa destaca «el esfuerzo de unos jueces valientes»

También se ha manifestado al respecto Carolina Bescansa. La cofundadora de Podemos ha señalado antes de que se conociera la sentencia que a la justicia española y a la Hacienda Pública le conviene que Iñaki Urdangarin entre en la cárcel «si efectivamente la sentencia va en la dirección que parece».

En una entrevista en RNE, la secretaria general del grupo parlamentario ha pedido prudencia, pero ha recordado que pese a que en este caso todos los resortes del poder judicial se han puesto a trabajar para defender los poderes del Estado, «el esfuerzo de unos jueces valientes» ha permitido que la causa llegue hasta el final.

La secretaria general también ha hecho una reflexión sobre el daño que esta sentencia supone a la Corona y ha dicho que es evidente que «la inmensa mayoría de la sociedad española piensa que la monarquía es una institución corrupta»