La primera ministra británica, Theresa May, ha declarado que el atentado de Manchester fue planificado para causar la «mayor carnicería». Ha añadido que el ataque, «siempre ataques cobardes contra inocentes», ha provocado la muerte de «niños y jóvenes».

A las 22.33 horas del lunes la policía recibió el primer aviso sobre una explosión en el Manchester Arena. De inmediato se desplegaron las fuerzas de seguridad. Horas después se conoce que el atentado, en el que han muerto 22 personas y otras 59 han resultado heridas, fue cometido por un terrorista suicida.

May ha explicado que la policía cree tener identificado al terrorista, aunque no se dará a conocer su identidad. Se sabe que actuó sólo, pero aún se está tratando de determinar si se trata de un ‘lobo solitario’ o hay un grupo de apoyo tras él. No se ha producido aún reivindicación alguna del ataque. » Si hay más, serán llevados ante la Justicia», agregó.

La primera ministra ha explicado que la Policía trabaja para «obtener la fotografía completa» de lo ocurrido tras el concierto de Ariana Grande en el Manchester Arena. La explosión se produjo en un punto próximo al vestíbulo y a la estación central de trenes de Victoria, que permanece cerrada

«Los terroristas nunca ganarán. Nuestros valores prevalecerán», ha dicho May ante las puertas de Downing Street.

La Policía de Manchester ha informado a través de las redes sociales del arresto de un hombre en conexión con el atentado. La detención se ha producido en la zona sur de Manchester. Se trata de un hombre de 23 años.