La fiscalía de Lleida ha abierto unas diligencias para identificar a los autores de unos carteles que han aparecido en esta ciudad en los que se acusa a diferentes líderes políticos de ser “enemigos del pueblo” por no apoyar el derecho a la autodeterminación. La investigación se ha incoado por un delito de odio.

En estos carteles aparece la fotografía del secretario del PSC, Miguel Iceta, de la presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, del líder de Catalunya si que es Por, Lluis Rabell y del presidente del PP catalán, Xavier García Albiol. Y el mensaje: “Los que niegan el democrático derecho a las autodeterminación ¡son enemigos del pueblo!. Tratémosles como tal”.

Grupo independentista

La investigación ha sido encomendada a los Moscos d`Escuadra. Los carteles están firmados por la formación independentista Resisteix Lleida y en su página en Facebook y en Twitter ha reivindicado esta acción y ha anunciado que seguirá con la misma.

Los políticos también han usado las redes sociales para criticar estos hechos. Arrimadas ha cuestionado esta actuación porque “señala a las fuerzas que representamos a la mayoría de catalanes”. García Albiol ha afirmado que “cuando se dan alas, visibilidad e influencia a los radicales acaban pasando cosas como esta·”. Y Rabell ha tildado estos carteles como “la semilla del fascismo”.