Las Fiscalías de Barcelona, Tarragona, Lleida y Girona han cursado instrucciones a las policías locales de todos los ayuntamientos catalanes para investigar cualquier preparativo del referéndum del 1-O.

Así, les insta a actuar en base a los artículos 11 y 12 de la Ley 16/1991, de 10 de julio, de Policías Locales de Cataluña, como policía judicial, del mismo modo que ya ha solicitado investigar a Mossos d’Esquadra, la Policía Nacional y la Guardia Civil, según ha informado Fiscalía.

Pide a los cuerpos locales que investiguen cualquier hecho “encaminado a organizar el referéndum ilegal y a intervenir los efectos o instrumentos destinados a prepararlo o a celebrarlo”.

Este mismo miércoles, el fiscal general del Estado, José Manuel Maza, ha enviado una instrucción a los fiscales de Cataluña para que soliciten la citación como investigados de todos los alcaldes que hayan firmado un decreto para ceder locales para celebrar el 1-O y para que, en caso de que no comparezcan, reclamen su detención.

El fiscal general del Estado toma cartas así ante la respuesta de buena parte de los alcaldes catalanes que se han declarado dispuestos a apoyar la organización del referéndum independentista del 1-O cediendo locales como colegios electorales.

Canalizado a través de los Mossos

En el caso de las policías locales, la Fiscalía pide que los encargados de trasmitir esta orden sean los jefes de las unidades de policía judicial de los Mossos d’Esquadra, y concreta que se haga por escrito e interesando acuse de recibo dirigido a los jefes de las policías locales de cada demarcación.

Así, les insta a que, “ante la existencia o conocimiento de cualquier hecho de la naturaleza descrita, o conexo, se procederá a elaborar de forma urgente informe o atestado” con todos los datos necesarios acerca de su ejecución, autoría, participación y circunstancias. Este informe se remitirá con carácter urgente al fiscal jefe de la Fiscalía territorial competente, remitiendo copia a las unidades de policía judicial de Mossos “a efectos de coordinación”.

Actuación inmediata

Según la instrucción de Fiscalía, que complementa la dictada respecto a Mossos, Guardia Civil y Policía Nacional, los policías locales “practicarán de forma inmediata las diligencias para acreditar los hechos delictivos y determinar responsabilidades penales.

Asimismo, procederán “directamente” a adoptar medidas para intervenir instrumentos para celebrar el referéndum requisando urnas, sobres electorales, manuales de instrucciones, e impresos y propaganda electoral, entre otros.

Según el documento, la notoriedad de la prohibición de los actos de organización del 1-O hace que cualquier conducta de autoridades, funcionarios públicos o de particulares sea indiciariamente constitutiva de los delitos de desobediencia, prevaricación y malversación.