Varias decenas de personas han despedido esta mañana con banderas españolas y vivas a España y a la Guardia Civil a los agentes de la Comandancia de Algeciras (Cádiz) enviados a Cataluña para reforzar el dispositivo de seguridad con motivo del referéndum del 1 de octubre, suspendido por el Tribunal Constitucional. El Ministerio del Interior ha desautorizado este tipo de actos, que se han repartido en más ciudades de la geografía española, por “innecesarios” y por no haber sido comunicados con antelación, por lo que no contaban con la autorización correspondiente.

Los concentrados se han colocado a las puertas de la Comandancia con numerosas banderas españolas, han prorrumpido en aplausos cuando hacia las seis de la mañana salían los vehículos de la Guardia Civil y se han podido oír el himno nacional y lemas como “España no se rompe”.

Este grupo de agentes forma parte del refuerzo anunciado por el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, de Guardia Civil y Policía Nacional para apoyar a los Mossos d’Esquadra en el mantenimiento del orden con motivo del referéndum independentista del 1 de octubre.

Este lunes también partieron hacia Cataluña agentes desde Huelva, Málaga, Córdoba o Toledo para reforzar el operativo de este domingo. No son los únicos homenajes que ha recibido el cuerpo militar, también en Sevilla alumnos de varios colegios han querido rendir homenaje a la Guardia Civil con banderas de España por su labor ante el desafío separatista.

Durante los últimos días, la empresa Sosa Días, dedicada a la producción de banderas, ha confeccionado 24.000 banderas de España en previsión de un incremento de la demanda ante la situación en Cataluña.