Los Comités de Defensa de la República (CDR) se desmarcan de acudir al acto oficial para conmemorar el aniversario del atentado de Barcelona del 17 de agosto, organizado por el Ayuntamiento de Barcelona en La Rambla y la plaza Catalunya, y convocan un acto propio en paralelo para evitar coincidir con el Rey Felipe VI que que acudirá al acto oficial.

En un primer encuentro se concentrarán a las 10.00 horas en la plaza Portal de la Pau –el extremo de La Rambla cercano al mar–, y media hora después iniciarán una «marcha silenciosa» hasta el mosaico de Joan Miró, en el que se detuvo la furgoneta del ataque, donde leerán un manifiesto, han detallado los CDR en varios apuntes en Twitter.

Así, el horario del acto de los CDR no coincidirá con el del Ayuntamiento, que al mismo tiempo hará una ofrenda floral en el mosaico de Miró y a las 10.30 seguirá en la plaza Catalunya, adonde asistirá Felipe VI, figura que rechazan los CDR: «Catalunya no tiene rey, y por eso el pueblo catalán rendirá homenaje a las víctimas del 17A con todos los políticos y asociaciones que sean del pueblo para el pueblo», han remarcado en la red social.