Un cordón de antidisturbios de los Mossos d’Esquadra ha impedido a un grupo de unos 300 miembros de los CDR avanzar por la Vía Laietana de Barcelona a la altura de la calle Jonqueres minutos antes de las 9.00 horas, después de que hayan empezado a marchar desde plaza Urquinaona en dirección Llotja de Mar, donde tiene que celebrarse el Consejo de Ministros. Los agentes han detenido a una persona.

Los manifestantes han respondido gritando: ‘las calles serán siempre nuestras’– y ‘Fuera las fuerzas de ocupación’–, así como haciendo sonar pitos y levantando banderas esteladas.

Se trata de una de las tres columnas simultáneas convocadas por los CDR, bautizada como ‘1 d’octubre’, prevista para avanzar por Laietana, ya cortada anteriormente por la Guardia Urbana y los Mossos, que también han preparado vallas en calles laterales como en la calle Comtal.