Los diputados de Vox Ignacio Garriga y Rocío de Meer han tenido que refugiarse este miércoles en un hotel de Barcelona ante el ataque con «piedras, huevos, lejía y petardos» perpetuado por un grupo de radicales, entre los que se distinguían símbolos independentistas.

La formación política ha denunciado la agresión a través de varios tuits y vídeos. El ataque se ha producido durante una visita de De Meer y Garriga al barrio del Raval. «Hemos venido a denunciar la inseguridad, la inmigración ilegal y como este barrio en los últimos 10 años se ha transformado en un auténtico estercolero por culpa de la izquierda», ha dicho Garriga.

«Durante el paseo nos ha rodeado un grupo de 100 separatistas que nos ha obligado a encerrarnos en un hotel, aguantando la puerta, lanzándonos huevos y botes de humo», ha seguido. Según ha explicado la formación, la visita de los diputados a esta zona de la ciudad no se había anunciado públicamente. Vox ha interrumpido este acto tras el ataque del «centenar de terroristas callejeros».

El equipo de Vox en Barcelona y los dos diputados se han tenido que refugiar en un hotel y contener la puerta ante los intentos de los radicales por entrar.