Una persona ha muerto y 95 han resultado heridas al chocar dos trenes en la línea R4 de Cercanías y descarrilar uno de ellos a la altura del municipio de Sant Vicenç del Castellet. La persona fallecida se trata de la conductora del tren que circulaba correctamente y contra el que ha impactado el convoy descarrilado. Tenía 26 años. De los heridos, 3 son graves, 16 menos graves y 76 leves. 100 personas han resultado ilesas.

Los servicios de Emergencia, los Bomberos de la Generalitat y los Mossos d’Esquadra se encuentran en el lugar de los hechos y la circulación ha sido interrumpida en la línea R4 de Rodalies.

Según información preliminar de Protección Civil, el accidente ha dejado un muerto y ocho heridos, pero Interior ha subido la cifra a 25, según informa El Periódico. A causa del accidente se ha activado la alerta Ferrocat y los equipos de emergencia han sido activados. Al mismo tiempo, se ha comenzado a gestionar un servicio alternativo por carretera.

El portavoz de Renfe, Antonio Carmona, ha explicado que los bomberos siguen trabajando en el lugar de los hechos para evacuar a todos los viajeros y el consejero del Interior, Miquel Buch, se está dirigiendo también a la zona cero.

El accidente se ha producido por colisión entre el Regional 15624 y el Cercanías 28043. Un pasajero ha dado el aviso al 112 a las 18:20 horas de la tarde. Según ha explicado una pasajera a TV3, la colisión se ha producido cuando el tren en el que viajaba ha chocado con otro convoy que circulaba por la misma vía, aunque el choque se ha producido a baja velocidad.

El pasado mes de noviembre se produjo otro descarrilamiento de un Cercanías con 133 personas a bordo en la misma línea a la altura de Vacarisses, cerca de Manresa, que dejó un muerto y 49 heridos.