La vuelta a las clases tras el periodo navideño se aplaza en Madrid a causa de los incidentes que está provocando la borrasca Filomena. Los alumnos de colegios e institutos no tendrán que acudir a sus centros ni el lunes 11 de enero ni el martes 12 de enero.

«La Comunidad de Madrid va a cerrar sus colegios, institutos, centros formativos y universidades durante el lunes y el martes hasta ver la evolución y los funcionarios van a teletrabajar, excepto los casos [en los que] cuya presencia sea estrictamente necesaria», ha confirmado Isabel Díaz Ayuso tras presidir en la Agencia de Seguridad y Emergencias Madrid 112 (ASEM112), en Pozuelo de Alarcón, la reunión del Plan Territorial de Protección Civil.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, ha avisado este sábado a través de su cuenta de Twitter de que la situación provocada por la gran nevada en la capital es «de extrema gravedad», ha pedido a los madrileños que no salgan de sus casas.

De esta forma, el Ejecutivo madrileño sigue la senda trazada por el Gobierno de Castilla-La Mancha, que ha decidido suspender la actividad lectiva en los centros educativos no universitaria al menos los próximos lunes y martes debido a la incidencia de la borrasca Filomena en el territorio regional y la previsión de heladas a la que dejará paso el temporal de nieve, tal y como ha confirmado a Europa Press la consejera de Educación, Cultura y Deportes, Rosa Ana Rodríguez.

Rodríguez ha apuntado que la suspensión se decreta debido al «gran problema de movilidad» que va a existir a lo largo de toda la red de carreteras. Tras recordar que la región ya se adelantó a las malas previsiones meteorológicas aplazando al lunes el inicio del segundo trimestre, ha indicado que ahora es «una obligación» volver a paralizar el arranque de las clases tras escuchar los informes de las direcciones generales de Protección Ciudadana y de Carreteras.