La radiotelevisión pública cuesta en España solo 39 euros al año a cada habitante, cuando la media de la Unión Europea es 67 euros, y en países como Alemania sube a 121 euros, ha destacado hoy la presidenta de la Federación de Organismos de Radio y Televisión Autonómicos (Forta), Carmen Amores. Son datos que Forta está haciendo llegar a los distintos parlamentos autonómicos -hoy han acudido al de la Comunidad de Madrid junto con el presidente de Telemadrid, José Pablo López- para pedir a los grupos políticos que defiendan las radios y televisiones autonómicas.

Amores ha destacado “el interés” que están encontrando en los distintos parlamentos hacia este tema, pero ha criticado la reducción de los presupuestos de los medios públicos, especialmente, entre 2008 y 2014, con un descenso del 35,22 %. La situación está “colapsada” asimismo en cuanto a los ingresos publicitarios, ha apuntado el secretario general de esta Federación, Enrique Laucirica, quien ha resaltado que las televisiones autonómicas son líderes de audiencia en los informativos del medio día.

Los servicios audiovisuales públicos autonómicos representan la diversidad cultural del territorio nacional”

Amores, también directora general del ente público Castilla-La Mancha Media, ha subrayado la necesidad de que en el proyecto de ley de reforma de la ley de Contratos, que se debatirá en unos meses, salga adelante una enmienda del PSOE -consensuada con los demás grupos, incluido el PP, según Forta- para que la actividad de las radiotelevisiones públicas no estén sujetas al IVA.  Forta defiende que “los servicios audiovisuales públicos autonómicos representan la diversidad cultural del territorio nacional”, promueven “la diversidad social” y ofrecen una “visión completa, exclusiva y única” del panorama informativo.

Por ello, ha preparado un decálogo de reivindicaciones que está haciendo llegar a los políticos y que incluye, además de un plan estable de financiación, pedir que se cambie la actual situación “de duopolio de facto” -Atresmedia y Mediaset- en el mercado publicitario. Desarrollar un Catálogo de eventos de interés general para que determinados actos deportivos se emitan en TDT en abierto y todos los ciudadanos puedan disfrutar del deporte, limitar las compras de derechos exclusivos o “Premium”; regular la obligación de incorporar todos los canales públicos autonómicos en condiciones óptimas son otras reivindicaciones.

Asimismo, Forta ha instado a que de cara al segundo dividendo digital (2020) se prepare una hoja de ruta y no se aproveche como en el primero a “reducir espectro a las televisiones públicas autonómicas”.