Tres días después de tener que ser ingresado después de sufrir un infarto miocardio en la madrugada del pasado sábado, el entrenador del Real Madrid de Baloncesto, Pablo Laso, ha recibido este martes el alta hospitalaria según ha confirmado el propio técnico en un mensaje en sus redes sociales.

«Ya estoy en casa, y me encuentro perfectamente. He tenido la suerte que la vida me ha dado un aviso», escribió Laso en su perfil de Twitter.

Laso ha señalado que tal y como le ha comunicado el doctor, está «mejor que hace cinco días». «Con fuerza y ganas de volver cuanto antes», añadió. El técnico madridista ha agradecido a la gente por sus mensajes de ánimo y a todo el equipo médico del Hospital Universitario Sanitas La Moraleja»

El vitoriano sufrió un infarto de miocardio en la madrugada del pasado sábado después de dirigir con normalidad el último partido del ‘Playoff’ de la Liga Endesa de su equipo ante el Bitci Baskonia en el WiZink Center (83-71), en el que los blancos pusieron el 2-0 en la eliminatoria, lo que obligó a ingresarle en la UCI después de someterle a un cateterismo. Dada su evolución «favorable», el vasco fue trasladado a planta este lunes, para abandonar el Hospital y regresar a casa en la mañana de este martes.

Chus Mateo, su asistente, le sustituirá al frente del banquillo en el tercer duelo del cruce de este martes.