Arte

Picasso y Japón: una relación en ojos de Yukimasa Ida en forma de exposición

Yukimasa Ida visita a Pablo Picasso. ©Mario Virgilio Montañez

Dibujos, óleos y esculturas para homenajear al pintor malagueño cuando se cumplen 140 años de su nacimiento. Retratos del artista y revisiones de su obra disponibles hasta, el próximo mes de octubre, en el Museo Casa Natal Picasso de Málaga. «Queremos mostrar cómo Pablo Picasso, por más que vaya a cumplirse medio siglo de su desaparición, sigue siendo una fuente de inspiración para jóvenes artistas. No sólo su obra, sus temas o sus fuentes de inspiración siguen alimentando a otros artistas, sino que su propia figura física, sus rasgos en la infancia, la juventud, la madurez y la vejez sirven como fuente de investigación para un artista de gran expresividad como es Ida», explica en conversación con El Independiente, Mario Virgilio Montañez, coordinador de la exposición.

Yukimasa Ida visita a Pablo Picasso. ©Museo Casa Natal Picasso

Enmarcado en la III Semana Cultural Japonesa en Málaga, Yukimasa Ida se convierte en el primer artista asiático en ser invitado a realizar una exposición individual en el Museo Casa Natal Picasso. El objetivo de Ida en esta exposición es la de transmitir el concepto del «momento único», de la actualización continua del «ahora» y del acontecimiento fugaz que el artista visualiza de nuevo en su mente y que posteriormente proyecta en sus obras.

Yukimasa Ida visita a Pablo Picasso es una exposición conformada por un total de 43 piezas (30 lienzos, 9 esculturas y 4 dibujos), acompañadas de cuatro litografías del pintor andaluz que realizan un recorrido por la trayectoria de las obras y versiones de la carrera de Pablo Picasso. «La exposición cuenta con tres tipos de obra. Interpretaciones en torno a la figura de Picasso, desde su infancia malagueña hasta sus años finales, además de indagaciones sobre los temas e influencias principales del pintor (toros, palomas, la figura de la mujer, rostros). También se lleva a cabo una representación de los retratos de gran formato, llenos de relieve y que se mantienen en el punto exacto entre la figuración y la abstracción», destaca Montañez.

Yukimasa Ida, el autor

Ida es un joven japonés graduado en pintura al óleo en la escuela de posgrado de la Universidad de las Artes de Tokio en el año 2019. En 2016, recibió un premio especial del jurado en el Premio CAF, un reconocimiento para jóvenes artistas patrocinado por la Fundación para la Promoción del Arte Contemporáneo.

Yukimasa Ida en la presentación de la exposición. ©Museo Casa Natal Picasso

Un año después participaba en una subasta benéfica patrocinada por la Fundación Leonardo DiCaprio, y en 2018 era incluido en la lista ’30 por debajo de 30 Japón’, patrocinada por Forbes Japón. Destaca también su participación en diversas exposiciones por todo el mundo, diseñando para firmas como Dior.

Que un joven artista japonés, se inspire en Picasso y exponga en Málaga, es consecuencia de la universalidad y perennidad del artista malagueño, que sigue siendo el más influyente (y prolífico) de la Historia»

«Hasta la fecha, en nuestros 34 años de historia, habíamos recibido artistas españoles como Julio González, Joan Miró o Eugenio Chicano, entre otros; artistas europeos como Man Ray; norteamericanos como Andy Warhol; e hispanoamericanos como Antonio Berni o José Luis Cuevas; pero en ningún caso asiáticos. Recientemente descubrimos a Yukimasa Ida, contactamos con él y nos manifestó que Picasso era una de sus figuras más admiradas. Así que comenzamos un proceso de diálogo que ha llevado a esta exposición. Que un joven artista japonés, se inspire en Picasso y exponga en Málaga, es consecuencia de la universalidad y perennidad del artista malagueño, que sigue siendo el más influyente (y prolífico) de la Historia”, destaca el coordinador.

La muestra, llevada a cabo con la colaboración de la Fundación la Caixa, traza un vínculo entre la cultura española y japonesa. «Picasso es un artista que siempre trabajó en los límites, arriesgándose cada vez más. Yukimasa también. En común tienen ser hijos de artistas y haberse educado en un ambiente artístico», asegura Mario Virgilio, que además añade que «Picasso es un ejemplo vital y estético para Ida, un modelo al que seguir en esa evolución que no se contenta en pintar cada vez el mismo cuadro».

Una exposición donde se pueden observar lienzos como Máscara (2021), donde Yukimasa trata al enigma de la identidad mediante un juego, como ya realizara en su día Pablo Picasso. El japonés reinterpreta los retratos del pintor (Picasso, 2019) mediante las fotografías que le hicieron durante su vida como Doisneau. La obra Sin título (2020) muestra la reinterpretación de una fotografía de Pablo Picasso y su hermana lola; lazos familiares que el Yukimasa ha querido plasmar en la exposición. Por otro lado, la escultura está presente en obras como Estudio para mujer embarazada (2021), Pongdudu de Boa (2021-2022) o Toro (2021).

Un homenaje a Pablo Picasso, el artista que dividió la historia del arte en dos. El pintor malagueño rompió con el proceso y la lenta evolución hacia la perfección en el realismo y el arte descubre con él la libertad absoluta, Picasso nos ofrece su propia realidad: «Desde la creación del cubismo en 1907, Pablo abre el camino por el que transitan todos los artistas que le han seguido después. Esa libertad, fuertemente individualista, se ha hecho notar tanto en el arte español como en el universal. Y como vemos, también en el japonés».

Te puede interesar

Comentar ()