El fotógrafo y publicista Leopoldo Pomés ha sido galardonado este martes, a sus 89 años, con el Premio Nacional de Fotografía 2018, que concede el Ministerio de Cultura y Deporte y está dotado con 30.000 euros.

'Madre e hija. La Rambla 1957', de Leopoldo Pomés

‘Madre e hija. La Rambla 1957’, de Leopoldo Pomés

El jurado, presidido por Román Fernández-Baca, director general de Bellas Artes y Patrimonio Cultural, y Begoña Torres, Subdirectora general de Promoción de Bellas Artes, ha concedido, por unanimidad, el premio a Pomés por “haber participado en la configuración de nuestro imaginario colectivo, introduciendo un nuevo lenguaje fotográfico dentro de la publicidad, con una mirada renovada a la sociedad de su época”.

Además, han destacado “su contribución a la historia de la imagen en España, con una trayectoria, vinculada en sus inicios a la vanguardia artística del grupo Dau al Set y AFAL, y siempre comprometida con la modernidad”.

Leopoldo Pomés (Barcelona, 1961), tuvo su primera cámara fotográfica a sus 15 años y nueve años después ya irrumpía con fuerza en el panorama fotográfico español con su primera exposición que se desmarcaba de las propuestas de las agrupaciones fotográficas del momento.

Aunque se le conoce más por su carrera profesional en el ámbito de la publicidad y la comunicación visual, Pomés abandonó esta actividad en 2006 para dedicarse de lleno a su obra fotográfica.