Salud

Los suplementos nutricionales no protegen el corazón (e incluso pueden perjudicarlo)

Un estudio del Colegio Americano de Médicos Internistas cuestiona los efectos de la mayoría de los suplementos nutricionales así como los cambios en la dieta en la frecuencia de las enfermedades cardiovasculares y muertes.

Los suplementos nutricionales no protegen el corazón (e incluso pueden perjudicarlo)

«El mensaje es claro. No pierdas el dinero». Así de contundentes se muestran los médicos internistas estadounidenses respecto a la toma de suplementos nutricionales para cuidar la salud cardiovascular. Tampoco previenen de una muerte prematura. Lo han concluido en el estudio «Efectos de los suplementos nutricionales y los cambios en la dieta en los eventos cardiovasculares», que acaba de publicarse en Annals of Internal Medicine, que también hace referencia a la escasa influencia de los cambios de vida en este tipo de enfermedades.

El estudio analizó 277 estudios que incluyeron a casi un millón de personas. A todas ellas se les evaluaron los efectos de 16 suplementos nutricionales y ocho modificaciones en la dieta sobre la salud cardiovascular. Según este metaanálisis, «la dieta mediterránea, modificar la ingesta de grasa o reducirla, así como el Omega-3 y Omega-6 no consiguieron reducir la mortalidad ni las enfermedades cardiovasculares».

Entre los escasos suplementos que mostraron un efecto positivo, el omega-3 y el ácido fólico

Los investigadores sí encontraron evidencias de que el consumo reducido de sal puede proteger contra la mortalidad por todas las causas, pero solo en personas con la tensión controlada. El omega-3, por su parte, mostró cierta protección contra el infarto de miocardio y enfermedades coronarias. El ácido fólico también demostró efecto protector contra el ictus. Por otro lado, el calcio combinado con vitamina D puede ser perjudicial por aumentar el riesgo de ictus según los hallazgos de los investigadores.

Sin embargo y contra lo estimado previamente, este estudio descarta la mayoría de suplementos nutricionales proteja contra enfermedades cardiovasculares o la muerte prematura. Ni los multivitamínicos, ni el selenio, vitaminas A, B6, C, E, D, calcio o hierro lo consiguieron. Tampoco las recomendaciones de la dieta mediterránea o modificar el consumo de grasas, o tomar suplementos de aceite de pescado lograron efectos significativos sobre los pacientes. En el caso de la dieta, reducir la sal protegió contra la muerte prematura a los pacientes con la tensión regulada y contra la mortalidad por enfermedades cardiovasculares en los pacientes con hipertensión.

Los autores del estudio reconocen las limitaciones de los estudios observacionales y apuntan a que son necesarias mayores investigaciones. No obstante, recomiendan revisar las guías nutricionales para los pacientes con riesgo cardiovascular.

Aunque el mercado de los complementos nutricionales es mayor en Estados Unidos que en España (más de la mitad de los norteamericanos toma algún suplemento y un 10% toma cuatro al día, según la Encuesta de Salud Nacional y Nutrición NHANES), cada vez más se extiende el uso de este tipo de suplementos en nuestro país. De hecho, ya a principios de 2018 la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) denunció que la generalización del «uso de suplementos innecesarios» y situaba en el 30% el porcentaje de población que los toma diariamente.

Los datos de la OCU, procedentes de una encuesta propia realizada a 1.200 personas concluían que el calcio, el omega 3, el magnesio-potasio, la vitamina D y los multivitamínicos son los más utilizados y que la tendencia iba en aumento, en base a «potentes campañas de marketing y publicidad más que en una necesidad real por parte de los consumidores».

Te puede interesar

Comentar ()