El crucero ‘Diamond Princess’, con 3.711 personas a bordo, ha sido puesto este martes de nuevo en cuarentena en el puerto japonés de Yokohama, al sur de Tokio, ante posibles casos del nuevo coronavirus chino después de que uno de los pasajeros que desembarcó en Hong Kong el pasado 25 de enero diera positivo.

Al menos ocho personas a bordo del crucero padecen fiebre, según ha informado el portavoz del Gobierno Yoshihide Suga, que ha señalado que todos los pasajeros serán sometidos a análisis médicos para descartar que se hayan visto afectados.

Asimismo, ha explicado que la decisión de permitir que los pasajeros desembarquen en Yokohama se hará siguiendo las directrices de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y respetando el periodo de incubación del virus, que es de unos diez días aproximadamente.

Una vez todos los pasajeros hayan sido sometidos a análisis, aquellos que presenten fiebre u otros síntomas serán sometidos a pruebas médicas adicionales para decidir si pueden abandonar o no el barco.

La compañía, Carnival Japan Inc., ha indicado que la salida de la embarcación desde Yokohama se retrasará al menos 24 horas, tal y como ha informado el diario local ‘The Japan Times’. El crucero estuvo sometido el sábado a otra cuarentena en el puerto de Naha, en la prefectura de Okinawa.

Al menos 425 personas han muerto ya en China por el brote y más de 20.000 están infectadas en una treintena de provincias. Aunque China es el epicentro del brote y el país más afectado, el coronavirus se ha extendido ya a otros países del sureste asiático y también se han detectado casos en Europa y América.

Los signos comunes de infección incluyen síntomas respiratorios, fiebre, tos y dificultades para respirar. En casos más graves, la infección puede causar neumonía, síndrome respiratorio agudo severo, insuficiencia renal e, incluso, la muerte.

En 2003, más de 600 personas murieron en todo el mundo (349 en China) a causa del SARS o síndrome respiratorio agudo, que dejó 5.327 afectados en nueve meses, según informa Europa Press.