Los anticuerpos de pacientes leves con Covid-19, la enfermedad que provoca el nuevo coronavirus, disminuyen «bruscamente» a los 3 meses de la infección, según un estudio llevado a cabo por investigadores de la Universidad de California (Estados Unidos) y que ha sido publicado en el New England Journal of Medicine.

En concreto, a partir del tercer mes de haber contraído la infección, el nivel de anticuerpos se reduce de forma importante, los cuales se van reduciendo a la mitad cada 73 días, tal y como han observado los científicos estadounidenses.

Por tanto, a su juicio, si se mantiene a esa velocidad, los anticuerpos desaparecerían en aproximadamente un año. Informes anteriores han sugerido que los anticuerpos contra el nuevo coronavirus son de corta duración, pero la velocidad a la que disminuyen no se ha definido hasta ahora.

Para llevar a cabo el trabajo, los expertos estudiaron a 20 mujeres y 14 hombres que se recuperaron de casos leves de Covid-19. Las pruebas de anticuerpos se realizaron en un promedio de 36 días y 82 días después de los síntomas iniciales de infección.

Los hallazgos plantean preocupaciones sobre los ‘pasaportes de inmunidad’ basados en anticuerpos, el potencial de inmunidad de rebaño y la fiabilidad de las pruebas de anticuerpos para estimar infecciones pasadas. Además, los hallazgos pueden tener implicaciones para la durabilidad de las vacunas basadas en anticuerpos.