La familia Álvarez, con relación al artículo aparecido en este medio «La impunidad detrás de las cláusulas suelo», pide a este medio una rectificación pública sobre ciertos «datos y comentarios» aparecidos en el primer párrafo de este reportaje.
1. Según la familia Álvarez, el afectado por cláusulas suelo Don César Álvarez nunca dijo «soy un caso de estafa de manual».
2. Que el importe relacionado con el swap de la hipoteca que aparece en el reportaje no es de 78.000 euros, sino 70.000 euros.
3. Según la familia Álvarez, la letrada de esta familia, doña Silvia Borrell, socia directora de Borrell Abogados en Barcelona, hizo declaraciones a El Independiente que «no debieran haber sido utilizadas de base, para promocionar su actividad profesional de abogada».