BBVA ha alcanzado un acuerdo con Dogus para adquirir un 9,95% del capital de Garanti Bank. De este modo, refuerza su posición como máximo accionista de la entidad, con un 49,85% de sus acciones, mientras que Dogus reduce su participación a un nimio 0,05%.

La entidad presidida por Francisco González ha cerrado la compra de las acciones de Garanti a un precio de 7,95 liras, un 11,8% por debajo de su precio de cierre de ayer. De este modo, el monto total de la inversión alcanza los 3.322 millones de liras turcas, lo que equivale a unos 859 millones de euros. Se espera que la operación se complete durante el primer semestre del año.

La entidad explica que, en función de las estimaciones del consenso de analistas, esta participación adicional en el capital de Garanti incrementará el beneficio atribuido del Grupo BBVA en alrededor de 110 millones de euros en 2017 (considerando nueve meses), o bien 165 millones de euros en el año completo de 2018, con un retorno sobre el capital invertido (ROIC) de más del 20%.

En términos de capital, la transacción tendrá un impacto negativo estimado de alrededor de 19 puntos básicos en el ratio CET1 fully-loaded del Grupo BBVA, que a cierre de 2016 se situaba (proforma) en el 10,75%.

BBVA anunció su entrada en el banco turco en noviembre de 2010, cuando adquirió un 25% de la entidad por un importe superior a los 4.000 millones de euros. Para llevar a cabo la operación, BBVA anunció una ampliación de capital por valor de 5.000 millones.

Cinco años después, en julio de 2015, la entidad española adquiría otro 15% de las acciones de Garanti, con lo que se situaba como su principal accionista. La inversión alcanzó entonces los 1.854 millones de euros.

BBVA anunció su entrada en Garanti a finales de 2010 y desde entonces ha invertido unos 6.800 millones

Con la nueva compra, BBVA habría destinado ya unos 6.800 millones de euros para adquirir el 49,95% de las acciones de la mayor entidad turca por capitalización. Garanti tiene actualmente un valor de mercado de 37.884 millones de liras turcas, lo que representa unos 9.900 millones de euros. Desde su entrada en el capital del grupo, los títulos del banco turco han remontado algo más del 9%.

Turquía se ha convertido en uno de los principales mercados para BBVA. En 2016, un 14% de su beneficio tuvo como origen el mercado turco, lo que lo convirtió en el tercero mayor, tras México (46,3%) y América del Sur (18%). El beneficio del banco español en Turquía se elevó hasta los 599 millones de euros, un 25% más que el año anterior.

BBVA destaca, entre otras cuestiones, el dinamismo de la actividad crediticia en el mercado otomano y la favorable evolución de los márgenes de Garanti.

En el lado negativo de la apuesta turca del banco español resalta la debilidad de la moneda del país, la lira, agudizada en los últimos trimestres por las dudas en torno a la salud económica del país, la inestabilidad política y la oleada de atentados que ha golpeado a Turquía.

Así, desde finales de 2010, cuando BBVA anunció su entrada en este mercado, la lira ha perdido cerca de un 50% de su valor respecto al euro, lo que implica un notable golpe sobre los beneficios del grupo español y la valoración de su participación.

El pasado 31 de enero, S&P revisó a la baja (a negativo) la perspectiva crediticia de Garanti, junto a la de otras cuatro entidades turcas, como respuesta a la medida que había tomado en el mismo sentido sobre el ráting de Turquía poco antes. La agencia señalaba entonces su preocupación sobre las presiones inflacionistas, la depreciación de la moneda y los riesgos fiscales en el país. En su opinión, el sector mantiene una elevada correlación con la situación del país, «debido a sus carteras de títulos públicos y su exposición al escenario doméstico».

Turquía se ha convertido en el tercer mayor mercado para BBVA, generando el 14% de su beneficio

Por su parte, Dogus, principal socio de BBVA en su aventura en Turquía extingue de forma casi total su participación en el capital de Garanti, por lo que el acuerdo de accionistas que mantenía con BBVA dejará de existir una vez se apruebe la operación. No obstante, BBVA alude a la relación «excelente» entre ambos para confirmar que el presidente de Dogus, Ferit Sahenk, seguirá ostentando la presidencia de Garanti una vez se culmine la transacción.

El banco turco tiene 23.678 empleados, 5.125 cajeros automáticos y 1.131 oficinas, la mayor parte en la zona oeste del país, la más desarrollada. Es el segundo banco en depósitos de clientes y créditos, con una cuota de mercado del 11,5% y el 11,8%, respectivamente. Es el líder del mercado en hipotecas, préstamos para coches y tarjetas de crédito. Asimismo, Garanti es el mejor banco del mercado turco en términos de rentabilidad, calidad crediticia y capital.

Tiene 14,7 millones de clientes, de los que 4,9 millones son clientes digitales activos (22% interanual) y 3,7 millones son clientes móviles activos (46% interanual). Garanti tiene una fuerte presencia en banca digital, con un 25% de cuota de mercado en volumen de transacciones financieras de banca minorista digital y banca móvil. El 92% de todas las transacciones que no se realizan en efectivo se producen por canales digitales.

Turquía tiene cerca de 80 millones de habitantes, de una edad media de 31 años. BBVA Research estima que el PIB de Turquía crecerá un 3,6% de media anual en el periodo de 2015 a 2025.