El trono mundial del comercio online tiene nuevo ocupante. Alibaba ha desbancado a Amazon como la mayor empresa del sector por tamaño en bolsa. El gigante chino, que registra este martes subidas próximas al 1% en el parqué, alcanza ahora una valoración de 471.220 millones de dólares (399.400 millones de euros), ligeramente por encima de los 471.000 millones de dólares (399.230 millones de euros) que capitaliza Amazon, que resta algo más del 1%.

De este modo, Alibaba no sólo recupera el liderazgo del sector del comercio online, sino que se sitúa como la quinta mayor cotizada del mundo, sólo por detrás de Apple, Alphabet, Microsoft y Facebook.

La última vez que Alibaba registró una capitalización superior a la de Amazon fue en el verano de 2015. En ese momento, las turbulencias que azotaron a la economía china pesaron en su evolución bursátil y permitieron a la compañía de Jeff Bezos abrir una brecha que llegó a rondar los 150.000 millones de dólares.

En los últimos meses, en cambio, ha sido Alibaba el que ha mostrado un tono en bolsa muy superior al de su rival estadounidense. El grupo chino acumula en 2017 una ganancia superior al 108%, frente al 31% que se anota Amazon en el mismo periodo. Los números de Alibaba en los últimos tiempos han sorprendido a analistas e inversores, que respaldan la fortaleza de su negocio.

El nuevo rey en bolsa del comercio online generó en el segundo trimestre de 2017 un beneficio once veces superior al de su competidor Amazon.

Los analistas de Citi le otorgan un precio objetivo de 210 dólares, casi un 15% por encima de sus niveles actuales. «Creemos que esto está justificado por la posición dominante de Alibaba en el comercio electrónico y su capacidad de monetización y su capacidad para capturar el valor intrínseco en su propiedad material en Cainiao Network, Koubei y Alibaba Pictures», señalan en el banco estadounidense.

Los analistas han valorado en los últimos tiempos el potencial de las herramientas de análisis con las que cuenta Alibaba para adaptarse a las demandas de los consumidores.

El pasado verano, Alibaba anunció durante su día del inversor que prevé elevar su beneficio durante su actual año fiscal entre un 45 y un 49%, hasta un máximo de 34.300 millones de dólares (unos 29.000 millones de euros), a pesar de la ralentización en que se haya inmersa la economía china, su principal mercado.

Para los expertos, la clave que subyace detrás de estas optimistas estimaciones es el uso del big data. «Creemos que la guía robusta y más fuerte de lo esperado es impulsada principalmente por: la mejora del análisis del big data de Alibaba, esfuerzos de pesonalización que ayudan a comprometer y a atraer a las marcas a gastar más presupuesto a través de la plataforma de Ali», señalaban entonces los analistas de Citi, quienes también observanban una mejora de los datos que análisis la compañía china gracias al empleo de inteligencia digital y una amplia base de datos, «que ayuda a las marcas a comprender mejor a sus consumidores».