Sobresalto para los clientes de Bankinter. Un problema técnico en la plataforma del banco ha hecho desaparecer de sus cuentas miles de euros en la última semana.

Al revisar sus extractos bancarios, cientos de clientes han observado que algunos de sus pagos recientes con tarjeta y sus retiradas de efectivo han sido contabilizados por duplicado. Según explica la entidad, se trata de un fallo que ha afectado «a determinadas operaciones de pago con tarjetas Visa, tanto de crédito como de débito, y a operaciones de retirada de efectivo con fecha de anotación del 6 de diciembre». La mayor parte de estos movimientos se efectuaron el 5 de diciembre, aunque en algunos casos también se han visto afectados pagos realizados con anterioridad.

El origen del fallo se encuentra en la plataforma de pagos Redsys, que ha registrado un problema técnico en la interconexión de Bankinter, según explican desde la propia entidad.

Desde Bankinter aseguran que la incidencia ha quedado completamente resuelta a lo largo de la mañana de este martes de forma centralizada, de modo que todos los clientes ya tienen reembolsado sus fondos en su cuenta.

La entidad afirma que los cobros duplicados han quedado regularizados este martes

Fuentes del banco explican que para la mayor parte de los afectados el problema ha sido «teórico», dado que los cargos realizados por los pagos con tarjeta no se cobran de forma efectiva hasta final de mes. Sin embargo, en las oficinas del banco han sido frecuentes a lo largo de la jornada del lunes las protestas de los clientes afectados. «El teléfono no ha parado de sonar desde primera hora de la mañana. Ha sido una incidencia grave», reconocen desde una oficina del banco. La entidad asegura que el problema ha quedado totalmente solventado a primera hora de este martes.

Las principales quejas han llegado desde clientes afectados por la duplicidad de cargos en sus retiradas de efectivo, ya que el problema de Bankinter ha reducido su saldo disponible en cuenta. «Me han cargado unos 700 euros de más y es un dinero que necesitaba tener disponible hoy», se quejaba amargamente uno de los clientes afectados.

En sus quejas, los damnificados incidían en la ausencia de comunicación oficial por parte del banco y la falta de una solución inmediata al problema.