La rotura de la brida de un tren ha provocado en la madrugada del martes al miércoles el desprendimiento de una gran cantidad de vías sobre la propia vía férrea en la provincia de Valladolid, hasta el punto de colapsar el punto kilométrico afectado. Concretamente, la mercancía transportada eran barras de carril de 288 metros de largo. Así lo ha constatado este medio a través de portavoces de Adif.

El incidente, en el kilómetro 1,7 entre las localidades vallisoletanas de Medina del Campo y Nava del Rey (al sur de la provincia) ha afectado a la circulación. De acuerdo con las imágenes obtenidas por El Independiente, varias traviesas se han superpuesto a la vía por la que circulaba el tren de mercancías, dejando así una escena pintoresca que ha durado unas diez horas aproximadamente, afectando a por lo menos un tren con viajeros. Finalmente el tren ha podido reanudar la marcha

30 barras de 288 metros

“Las 30 barras de 288 metros han quedado [esparcidas a lo largo de] 80 metros en la caja de la vía, apoyados sus extremos en el segundo y tercer vagón”.

Imagen de la vía anegada de carriles que iban a ser transportados a la provincia de Zamora.

Imagen de la vía anegada de carriles que iban a ser transportados a la provincia de Zamora. EL INDEPENDIENTE

Un tren de alta velocidad – Media Distancia procedente de Zamora y con destino Madrid se ha visto afectado por el suceso. Varios viajeros han sido transportados en autobús hasta Medina del Campo, de acuerdo con el parte del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias, Adif. Hacia las diez de la mañana el tráfico se ha reanudado.