El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha sugerido este miércoles que los reproches que ha recibido en la manifestación de agricultores que se ha celebrado en Madrid provenían de «un par de subvencionados» enviados por algunos medios de comunicación «a dar alaridos» y «tratar de apropiarse de la voz del campo».

Abascal ha acudido a la protesta del campo acompañado por una treintena de diputados de su partido de diferentes provincias españolas. Una vez allí, ha recibido tanto palabras de apoyo como abucheos por parte de los manifestantes.

El partido ha sostenido después que la acogida recibida ha sido «positiva de manera mayoritaria», aunque ha reconocido que Jesús Anchuelo, uno de los representantes del sindicato UPA, ha criticado la participación de Vox en la protesta. «Entendemos que estén ustedes preocupados, que se sientan defraudados», le ha respondido sereno Abascal, informa Europa Press.

Sin embargo, más tarde ha publicado un comentario en su cuenta personal de Twitter criticando la escena. «Algunos medios han manipulado de forma asquerosa nuestra presencia en la manifestación. Probablemente ellos mismos han enviado a un par de subvencionados a dar alaridos para tratar de apropiarse de la voz del campo», ha acusado.

Más allá de la polémica, Vox ha mostrado su apoyo a las demandas de los agricultores y el mundo rural, «que ven que el precio de sus productos baja cada vez más y arruina su modo de vida», y ha señalado como culpable la importación de productos de otros países en los que los costes de producción son mucho menores.