Economía

Berlín advierte de que los turistas alemanes no podrán viajar este verano a España

Playa de Cullera (Valencia) con el paso prohibido.

Playa de Cullera (Valencia) con el paso prohibido. ep

El Gobierno alemán empieza a tener claro que no permitirá a sus ciudadanos viajar este verano a España por la crisis del coronavirus. Así lo ha advertido el comisionado de Turismo del Ejecutivo alemán, Thomas Bareiss. “Es más que improbable que se reanuden rápidamente los viajes turísticos a España, Grecia o Turquía”, ha apuntado en una entrevista con la cadena pública ZDF.

Una advertencia que supone un auténtico varapalo para el turismo español, que tiene en Alemania su segundo mayor mercado emisor de turistas (con unos 11 millones de viajeros al año), sólo después de Reino Unido (con más de 18 millones de turistas el año pasado).

Del mismo, modo, el ministro de Exteriores alemán, Heiko Maas, también ha advertido, en declaraciones al dominical «Bild am Sonntag», de que los riesgos que implicaría reactivar precipitadamente el turismo en medio de la pandemia del coronavirus. «Una carrera en Europa para ver quien permite primero viajes turísticos lleva a riesgos que no podemos asumir», dijo Maas. «Las repercusiones que tiene un brote infeccioso en un destino turístico en los países de origen de los viajeros es algo que ya vivimos”.

En cualquier caso, llueve sobre mojado. El embajador de Reino Unido en España, Hugh Elliott, ya ha indicado que «tenemos que esperar a que las circunstancias lo permitan» para que los turistas puedan viajar de nuevo a España, «y de momento no hay plazos». Y la propia presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ya había recomendado a los ciudadanos que no reservaran viajes para este verano hasta que se despeje el panorama de restricciones de movimientos que ahora impera en toda Europa.

El golpe que teme el turismo español

El turismo español empieza a ponerse en lo peor. Los grandes del sector, agrupados en el lobby sectorial Exceltur, ya dan por perdida toda la temporada alta de verano por la epidemia de coronavirus y teme que el frenazo se alargue hasta final de año dejando a la industria en una situación límite.

Según las últimas estimaciones de la organización, la recuperación de las ventas arrancará en el mejor de los casos con la temporada estival ya comenzada y la normalidad no se recuperaría hasta el otoño. Sus cálculos, que no dejan de empeorar en las últimas semanas, anticipan que el golpe para el sector del frenazo de actividad será de 92.556 millones de euros, lo que supone destruir el 60,7% del PIB turístico alcanzado el año pasado. Pero aún podría ser peor.

Desde que arrancó el estado de alarma, con la que cada vez mayor paralización del turismo (hasta llegar un punto de que ahora el parón ya es total), Exceltur ha augurado zarpazos para el sector de 39.000 y de 55.000 millones. Ahora la cifra del golpe ya se ha disparado y la asociación empresarial augura que la estimación del desplome del negocio puede ser peor si se confirman los peores vaticinios anticipados por el Gobierno.

Exceltur alerta de que de mantenerse estas restricciones como anticipa el Gobierno, el escenario que maneja actualmente podría empeorar aún más, “con una indeseable caída de actividad hasta los 124.000 millones de euros. Ello supondría perder hasta un 81,4% en 2020 de la actividad turística, cifra que ningún sector económico podría resistir, sin verse arrasado antes por el camino”. El peor de los escenarios que implicaría que no habría actividad turística hasta fin de año y que en verano los desplazamientos fueran sólo en vehículo propio y a segundas residencias.

Te puede interesar

Comentar ()