Economía | Finanzas

CaixaBank plantea a los sindicatos un ERE de 8.291 personas

CaixaBank prescindirá de 1.534 oficinas, lo que supone reducir un 27% la red actual tras la fusión con Bankia

caixabank-gana-millones-provisionar

Imagen de la sede de CaixaBank. Europa Press

CaixaBank ya ha puesto cifras a la reestructuración de la plantilla tras la fusión con Bankia. La dirección ha planteado a los sindicatos la salida de 8.291 personas, según informan fuentes sindicales.

Según los cálculos de UGT, la plantilla de la entidad pasaría de los 44.400 empleados a los 36.109 trabajadores, lo que supone un recorte del 18% de la plantilla. La cifra propuesta es similar a la que planteaban los analistas desde que se empezó a hablar de la fusión.

La dirección también ha informado de los criterios que se seguirán para el cierre de oficinas. Así, el tamaño del municipio y la competencia bancaria, la distancia entre oficinas de Bankia y CaixaBank y la cuota de presencia y solapamiento de ambas entidades se tendrán en cuenta para decidir el cierre de oficinas.

La nueva CaixaBank quiere evitar la exclusión financiera y buscará potenciar las oficinas de mayor tamaño y especializadas.

Aplicando estos criterios, CaixaBank prescindirá de 1.534 oficinas, lo que supone reducir un 27% la red actual tras la fusión con Bankia. La nueva entidad considera que «una fusión de este calibre genera muchas duplicidades e ineficiencias que hay que solucionar manteniendo la calidad que exige la clientela», según apuntan los sindicatos.

Las salidas contempladas se dividirían de la siguiente forma: 1.861 salidas de servicios centrales y direcciones territoriales; 5.742 de la red de oficinas y 688 de otros departamentos.

Opciones para las salidas

CaixaBank ha establecido cuatro grupos para las salidas, según la edad y la trayectoria de los empleados. Así, para los mayores de 63 años propone 20 días por año trabajado con un tope de 12 mensualidades. Para los empleados que tienen entre 58 y 63 años con más de 15 años de antigüedad estipula el 50% del salario pensionable con descuento del desempleo y el pago del convenio de la Seguridad Social.

La opción para aquellos que tienen entre 55 y 58 años con 15 años de antigüedad es del 50% del salario con un máximo de dos anualidades. Para el resto de empleados que no se incluyen en los anteriores grupos, el banco propone 25 días por año trabajado con un máximo de 18 mensualidades.

Aunque primará el criterio de voluntariedad, la entidad ha advertido que si no se alcanza el excedente con la adscripción voluntaria se realizará por criterios de meritocracia.

La nueva CaixaBank quiere reestructurar su plantilla en una sola fase y prevé que el acuerdo llegue al final del segundo trimestre del año. La entidad tiene la intención de presentar un plan estratégico en 2022.

Te puede interesar

Comentar ()