Economía

El sector empresarial bendice la llegada de Feijóo a la dirección del PP

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo.

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo. EP

Alberto Núñez Feijóo se postula como el próximo presidente del Partido Popular. Tras una crisis sin precedentes en Génova 13, todo apunta a que será el líder gallego el que reestructure y dote de estabilidad a la formación azul para dar el salto a La Moncloa, algo que no pudo hacer Pablo Casado. Y es que la figura del político autonómico convence a toda la militancia y también al sector empresarial, que se había distanciado del PP por ciertos comentarios y actitudes de todavía líder popular.

Fuentes empresariales relatan a este periódico que la figura de Feijóo representa un perfil más “moderado” y mantienen que ostenta “aptitudes suficientes para llegar a pactos de estado fundamentales”. De hecho, el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, cree que es «bueno» para España» un Partido Popular «fuerte» y es «fundamental» para un país en democracia un partido «que tenga capacidad de alternancia». «Hoy por hoy, hay dos partidos que están llamados a gobernar, por lo que para nosotros, que al PP le vaya bien, nos parece una buena noticia».

Precisamente, en la reforma laboral, el empresariado español dio el visto bueno a los nuevos cambios que introdujo el actual Gobierno para crear un clima de estabilidad para los siguientes años. Un apoyo que no encontró en Casado, quien fue tremendamente crítico con el Ejecutivo de Pedro Sánchez y que tampoco compartió la posición de la CEOE en este acuerdo.

Feijóo, a pesar de criticar las formas en las que fue aprobado en el Congreso de los Diputados -salió adelante por un fallo de un diputado del PP a la hora de emitir su voto- fue mucho menos beligerante que muchos de los barones de la formación. El presidente de Galicia admitió que no suponía una derogación de la normativa que aprobó Mariano Rajoy en 2012 y que tan solo conlleva «modificaciones de algunos párrafos». Se decantó por dar un ‘sí’ al texto.

Otras fuentes empresariales indican a este periódico que la experiencia adquirida en Galicia es otro de los puntos fuertes a favor de Feijóo. Las diversas voces consultadas creen que el hecho de haber tenido que estar al frente en una región “marcada por sindicatos fuertes” y capear con importantes ayuntamientos gobernados por la izquierda demuestra “talante necesario” para saber negociar con otros partidos de diferente signo político.

Además, se considera el perfil idóneo puesto que ha dejado en Galicia a Vox sin necesidad de alcanzar acuerdos con el partido de extrema derecha, tal y como consiguió en las últimas elecciones autonómicas.

En sectores empresariales como el del turismo tampoco estaban satisfechos con la forma en la que el todavía presidente del PP había abordado el reparto de los fondos europeos Next Generation, ni su estrategia de culpar al Gobierno central de hacer un reparto por colores políticos.

No vieron bien la acusación de estar dejando a los ayuntamientos ‘populares’ con una inferior asignación de fondos de Bruselas frente a los socialistas, cuando el problema pasa por que los proyectos aprobados no sirven para transformar los destinos.

En este sentido, las fuentes empresariales consultadas no descartan que la llegada de Feijóo haga más «proclives» tanto a PP como a PSOE «a encontrar puntos de encuentro y colaboración». «El talante conciliador que propicie una política de Estado será algo que siempre bendeciremos los empresarios», señalan.

Comentar ()