Economía

Las inversiones energéticas extranjeras por más del 10% del mercado requerirán autorización

La autorización del Gobierno está dirigida de modo especial hacia el sector re las energías renovables para evitar incidencias sobre la autonomía energética de España.

La ministra de Industria, Reyes Maroto, y el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijoó, en la planta de Alcoa en Lugo.

La ministra de Industria, Reyes Maroto, y el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijoó, en la planta de Alcoa en Lugo.

El sector energético se ha convertido en una de las principales preocupaciones del Ejecutivo. Su impacto en la economía ante cualquier operación que pueda afectar a su evolución ha llevado al Gobierno a aprobar la necesidad de autorizar cualquier inversión extranjera que supere una cuota de mercado del 10 % en el sector energético. Esta medida afectará sobre todo a las renovables, según ha avanzado hoy la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto. «Si el inversor adquiere la posición de operador dominante en el sector energético, que implica generalmente tener una cuota de mercado superior al 10 %, requerirá necesariamente una autorización previa para operar».

El Ejecutivo considera «muy estratégico» el ámbito de las renovables, según ha subrayado en declaraciones a Expansión ya que es el que más capital atrae de los grandes fondos de inversión y grupos extranjeros.

Maroto también explica que en la norma que prepara el Gobierno sobre inversiones exteriores determinadas posiciones por debajo del 5 % pueden quedar exentas de autorización, levantando así los controles que se establecieron durante la crisis de la covid para evitar que la caída de valor de las empresas españolas facilitara la toma de control de sectores estratégicos por parte de inversores extranjeros.

Influencia del mercado

La cuota de inversión que puede determinar la influencia de un inversor sobre un sector estratégico puede tener incidencia sobre la autonomía estratégica y generar riesgos o afectar al orden público, la seguridad y la salud públicas, «que es lo que se pretende controlar», por lo que se determinará caso por caso en función de la naturaleza específica de la inversión, añade.

La titular de Industria señala también que el Perte de semiconductores, que espera que vaya al Consejo de Ministros «en las próximas semanas», dotado con 11.000 millones, es «complejo» porque se trata de crear un ecosistema industrIal que no existe.

El Gobierno quiere buscar como aliados en ese Perte a «a los grandes ‘players’ mundiales», en Estados Unidos y Taiwán, aunque hay pocos jugadores en este campo, en el que «tenemos que posicionarnos».

Te puede interesar

Comentar ()