Economía

La Fed sube los tipos un 0,75%, el mayor aumento desde 1994

El presidente de la Fed, Jerome Powell.

El presidente de la Fed, Jerome Powell. EFE

La Reserva Federal de EEUU ha anunciado este miércoles que sube los tipos en 75 puntos básicos, por encima de lo que preveía el mercado que eran 50 puntos básicos. Esta subida es la más alta desde 1994 y el objetivo es luchar contra la inflación, que cerró mayo en el 8,6%. De este modo, el banco central coloca el precio del dinero en el rango del 1,5-1,75%.

A pesar de que el mercado descontaba una subida del 0,50%, desde que se conoció el último dato del IPC muchas voces ya señalaban que en esta reunión la Fed tendría que ser más agresiva y subir los 75 puntos básicos, incluso alguno se atrevía a apuntar a los 100 puntos básicos.

En el comunicado, la Fed ha anticipado aumentos continuos en los tipos de interés para conseguir el objetivo de la inflación en el 2%. De hecho, Jerome Powell, presidente de la Fed, ha anticipado que habrá otra subida de 50 o 75 puntos básicos en julio, aunque espera que las subidas de 75 puntos básicos no sean comunes. «No quiero poner una cifra pero reaccionaremos a los datos de forma apropiada, lo principal es que subamos los tipos». En esta ocasión no ha habido unanimidad en la decisión, ya que Esther L. George ha votado en contra por preferir aumentar los tipos en esta reunión en 0,5%.

Además, ha anunciado que seguirá reduciendo su balance tal y como ya había anticipado en mayo: a un ritmo de 95.00 millones de dólares mensuales. «El Comité está firmemente comprometido a devolver la inflación a su objetivo del 2%», señalan.

Asimismo, explica que el banco central estadounidense está atento a la evolución económica y estaría preparado para ajustar la postura de política monetaria según correspondan «si surgen riesgos que pudieran impedir el objetivo».

La Fed vuelve a nombrar a la invasión en Ucrania por parte de Rusia como la causa principal de la elevada inflación y añaden que también está pesando sobre la actividad económica mundial. También apunta a los bloqueos relacionados con el covid-19 en China, ya que aumentarán las interrupciones de la cadena de suministro.

El banco central estadounidense explica que la actividad económica ha repuntado después de la ligera caída del primer trimestre y la creación de puestos de trabajo ha sido sólida en los últimos meses. Sin embargo, tal y como señalan «la inflación sigue siendo elevada, lo que refleja los desequilibrios de oferta y demanda relacionados con la pandemia, precios más altos de la energía y presiones en los precios».

Previsiones

En este encuentro también se han revisado las previsiones tanto económicas como de los tipos de interés. La Fed ha anticipado que los tipos subirán hasta el 3,4% en 2022 (un 1,5% más que en la estimación de marzo), frente al 1,5%-1,75% actual. Esta previsión supone una subida adicional de 175 puntos básicos desde los niveles actuales.

Para 2023, espera un 3,8%, frente al 2,8% de marzo. Respecto a 2024, ahora prevé un nivel del 3,4% (antes un 2,8%).

Por lo que respecta al PIB, el comité señala que la economía estadounidense crecerá un 1,7% en 2022, por debajo de la previsión del 2,8% de marzo. La proyección de inflación aumentó a 5,2% este año desde 4,3%, aunque la inflación subyacente, que excluye el aumento de los costes de alimentos y energía, se indica en 4,3%, solo 0,2 puntos porcentuales más que la proyección anterior. 

Te puede interesar

Comentar ()