La Administración central y la Seguridad Social han vuelto a aumentar sus plazos de pago. Así está publicado en la Central de Información Económico-Financiera del Ministerio de Hacienda, que tiene como últimos datos registrados los pertenecientes al mes de enero.

Según estas cifras, la Administración central realiza sus pagos en una media de 34,86 días. Vuelve a ponerse así por encima del plazo legal de los 30 días, estipulado para estas entidades, y del que había logrado mantenerse por debajo en los tres meses anteriores.

De hecho, no cosechaba unos datos tan negativos desde abril del pasado ejercicio, cuando el plazo medio estaba por encima de los 35 días. La Seguridad Social presenta mejores números, con un pago medio que alcanza los 14,31 días. A pesar de eso, los datos no son nada favorables si se tiene en cuenta que en el mes de diciembre los realizó en 8,58 días. Casi duplica en un sólo mes los periodos medios de pago.

El peor dato registrado durante le último año fue en el mes de agosto, cuando el plazo medio se situó en los 17,42 días. Muy por encima del mes de febrero, por ejemplo, que estaba incluso tres puntos por debajo de la media actual.

Para analizar los pagos de las Comunidades Autónomas y las Corporaciones Locales tenemos que acudir al mes de noviembre, el último del que se tienen datos confirmados, según esta estadística oficial. Ambas incumplen, como la Administración Central, con el plazo legal de 30 días.

Las primeras tardan una media de 39,75 días en realizar los pagos mientras que las segundas, incluso, duplican las cifras llegando a una media de 66,06 días. Cabe destacar que las administraciones locales han llegado a tardar 78 días en cumplir, solo hay que remontarse medio año atrás, durante el mes de agosto de 2019.

Contenido elaborado por: Sego finance