España

El PSOE rechaza una propuesta de Cs para garantizar un 25% de enseñanza en castellano

Comisión de Educación del Congreso de los Diputados.

Comisión de Educación del Congreso de los Diputados. EFE

El PSOE ha tumbado este viernes en la comisión de Educación del Congreso de los Diputados dos enmiendas presentadas por Ciudadanos para recuperar el castellano como lengua vehicular dentro de la nueva ‘Ley Celáa’ o, en su defecto, garantizar un 25% de enseñanza en el idioma común. La propuesta la ha defendido la portavoz de Educación de los naranjas, Marta Martín, pero ni siquiera ha encontrado respuesta pública del PSOE, que se ha limitado a votarla en contra.

Los textos de Ciudadanos han sido rechazados con 11 votos a favor, 21 en contra y cinco abstenciones, en el caso de la que proponía recuperar el carácter vehicular del castellano; y con 11 votos a favor y 26 en contra en la que hacía referencia al 25% obligatorio.

La enmienda planteaba introducir la frase: «Adicionalmente, deberá impartirse en castellano al menos un 25% de la carga lectiva durante el horario escolar en todas las etapas, con independencia del modelo lingüístico que determine cada comunidad autónoma».

El porcentaje hace referencia a la sentencia del Tribunal Supremo que estableció esta cantidad mínima para la enseñanza en castellano en Cataluña. Durante el debate, la portavoz de Cs ha recalcado que sólo estaban planteando «un mínimo de respeto al consenso mantenido durante años». «¿Se va a vender el PSOE al nacionalismo?», ha cuestionado.

Durante el debate, en el que se han tratado más de 1.000 enmiendas y que se ha alargado casi diez horas, Martín también ha defendido que no se está hablando de la Ley Celáa, sino de la de «Rufián, Iglesias, Lastra y Otegi», con una «tramitación de dudosa garantía democrática».

El portavoz socialista Guillermo Meijón ha asegurado en su intervención que nunca una ley como la Lomce o ley Wert fue tan rebatida, y ha recordado que los grupos de la oposición en 2013 firmaron que se derogaría en una próxima legislatura. «Hoy damos un paso más a esa promesa con una nueva ley», ha recalcado además, sin referirse a sus aspectos más polémicos.

Sandra Moneo (PP) ha dicho que la ley Celaá es un «ley frankenstein» con la que el PSOE «ha cruzado la línea de la Constitución» y ataca la libertad y la calidad del sistema. José Ángel Alonso (PP) ha pedido a la ministra Isabel Celaá que retire «este peligroso proyecto de ley y después dimita».

Joaquín Robles (Vox) ha recordado la enmienda a la totalidad de la ley de su grupo a la vez que ha dicho que si se quiere igualdad de oportunidades no se debe imponer el catalán cuando son las clases más desfavorecidas las que hablan español. «PSOE lleva la e de España y esto es una maniobra de integrismo para romper la patria y utilizando la educación para tal fin», ha añadido.

El portavoz de Podemos, Javier Sánchez, se ha limitado a describir estos reproches como «pataletas de la derecha».

Comentar ()