Cataluña | España

Colau y Aragonès exhiben complicidad y se prometen "colaboración de máximos"

Ada Colau se declara "contenta porque finalmente el presidente del Gobierno activa con decisión la vía de los indultos como paso previo para una nueva etapa de diálogo y consensos"

Ada Colau y Pere Aragonès.

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona, se ha convertido en la primera responsable institucional en visitar a Pere Aragonès en su despacho de nuevo presidente de la Generalitat. Tras años de desencuentros a los dos lados de la Plaza Sant Jaume, agudizados a partir del desafío independentista de 2017, Colau y Aragonès se han comprometido hoy a una «colaboración de máximos» entre ambas instituciones.

Aragonès y Colau se han prometido «lealtad institucional y confianza mutua» tras dos horas de reunión, que el president ha concluido que «no podemos ir a competir entre instituciones sino a colaborar, porque los retos son comunes». «Siempre ha habido colaboración, pero puede ser de mínimos o de máximos y estamos muy ilusionados en impulsar etapa en que la colaboración sea de máximos» ha añadido Colau, cuya relación con Quim Torra no siempre fue plácida.

Comisión Mixta

La primera señal de ese nuevo espíritu de colaboración será la reunión de la Comisión Mixta Ayuntamiento Generalitat, el próximo 18 de junio. La comisión, que no se reúne desde hace más de un año y medio, debe revisar la gestión de los consorcios compartidos por ambas instituciones, desde el Consorcio de Educación, al de Vivienda o Salud.

Aragonès se ha comprometido además a contar con el Ayuntamiento de Barcelona en la revisión del protocolo policial sobre desahucios, uno de los puntos calientes de su inicio de mandato, tras el desalojo que el lunes acabó con la ocupación de la sede de Esquerra con apoyo de las juventudes de la CUP.

Colau ha reconocido que la política de vivienda «era el primer punto de mi agenda» después de haber criticado abiertamente tanto la actuación policial como la escasa inversión de la Generalitat en vivienda pública tras los incidentes del lunes. El primer punto será la participación del Ayuntamiento en el nuevo protocolo de mediación en desahucios que Aragonès ha prometido también a la CUP.

Pero la alcaldesa ha dejado claro que no se conformarán con una revisión del papel policial en los desahucios. «He expresado que nos sentimos solos en vivienda pública», ha advertido la alcaldesa, convencida, ha asegurado, «de que el president tiene intención de impulsar las políticas de vivienda».

Colau, con los indultos

Al margen de la colaboración institucional, Colau ha mostrado su satisfacción por el aparente compromiso del Gobierno con la concesión de indultos a los condenados por el procés. Una medida que su partido siempre ha defendido como imprescindible para reconducir la crisis política en Cataluña.

«Estoy contenta porque finalmente el presidente del Gobierno activa con decisión la vía de los indultos como paso previo para una nueva etapa de diálogo y consensos» ha señalado la líder de la confluencia catalana de Podemos.

Comentar ()