España | País Vasco

Sortu defiende que cada excarcelación de presos de ETA "refuerza el camino hacia la convivencia"

Afirma que "mientras haya un solo preso, refugiado o deportado en la cárcel o en el exilio, no se podrá hablar de paz completa"

Ciudadanos en una manifestación a favor del acercamiento de los reclusos de ETA

Ciudadanos en una manifestación a favor del acercamiento de los reclusos de ETA. EP

Sortu ha defendido que cada excarcelación de presos de ETA «refuerza el camino hacia la convivencia y hacia la paz». En este sentido, ha incidido en que es «imprescindible» poner fin a la «política de excepción» que «vulnera los derechos» de este colectivo.

En un comunicado, con motivo de la excarcelación de cinco presos este mes y el recibimiento al expreso de ETA Agustín Almaraz en Bilbao, Sortu ha señalado que «cada preso político que sale de prisión es un hecho que nos acerca a la convivencia y a la paz».

A juicio de la formación de la izquierda abertzale, «para construir la convivencia es imprescindible acabar con la política de excepción que vulnera los derechos de los presos, e impulsar el camino de la excarcelación».

Al respecto ha señalado que, «si se aplicara la legislación penitenciaria ordinaria, el 84% de los presos políticos vascos debería estar ya pisando la calle» y «el 89% de los que existen en el Estado español».

Para Sortu, «el Estado está negando a esos 157 presos el derecho a los permisos de salida, al tercer grado o a la libertad condicional, con el objetivo de retenerlos el mayor tiempo posible».

Sortu ha recordado que «Agustín Almaraz ha pasado 26 años en prisión y casi 25 de ellos en Andalucía y en primer grado, en situación extrema». A ello ha añadido que «cumplió tres cuartas partes de su condena en 2014, por lo que ha estado preso siete años más de lo que debía».

Por otro lado, ha afirmado que los cinco presos de ETA excarcelados en agosto «han cumplido sus condenas hasta el último día», con «penas de entre 11 y 13 años en el caso del Estado francés y de 25 años largos en el Estado español, la mayoría de ellos sin haber pisado las cárceles vascas hasta el último mes».

En este sentido, ha denunciado que «esta realidad tiene poco de normalidad y de actitud favorable a la convivencia». Sortu ha apuntado que «10 años después de la Conferencia de Aiete y del cese definitivo de la lucha armada de ETA, 199 vascos siguen presos por motivos políticos» y ha indicado que «en cualquier proceso de resoluciones de conflictos en el mundo se ha dado una salida a la cuestión de los presos para fortalecer la convivencia y la paz».

A su juicio, «mientras haya un solo preso, refugiado o deportado en la cárcel o en el exilio, no se podrá hablar de paz completa», ya que «difícilmente se construirá la convivencia imponiendo al otro lo que debe o puede hacer o no».

Te puede interesar

Comentar ()