El juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena ha enviado un oficio al representante de España en Eurojust José De la Mata para que remita al Tribunal de Apelación de Sassari (Italia) la Orden Europea de Detención y Entrega librada el 14 de octubre de 2019 contra Carles Puigdemont, así como la cuestión prejudicial planteada en su día ante el TJUE.

Dicho oficio tiene como destinatario a la Corte de Apelación ante la que el expresidente catalán ha comparecido este viernes después de su detención en el aeropuerto de Alguer (Cerdeña) el pasado jueves. Los jueces de dicho Tribunal serán quienes decidan si le entregan al instructor del procés para que le juzgue por impulsar el procedimiento independentista catalán y el referéndum ilegal del 1 de octubre o acceden a lo que reclama su defensa y no lo hacen.

El juez Llarena afirma en el documento que la orden europea de detención contra Puigdemont «está actualmente en vigor», así como comunica que «el procedimiento judicial del que deriva la euroorden está activo y pendiente de la captura de los procesados en situación de rebeldía», en referencia al expresidente catalán y los exconsejeros Antoni Comín y Clara Ponsatí.

La cuestión prejudicial no afecta al procedimiento

Igualmente, el instructor del procés traslada en el oficio que la cuestión prejudicial que planteó al Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) para saber si podía reclamar a Bélgica la entrega de Puigdemont una vez la Justicia del país había rechazado la entrega del exconsejero Lluis Puig, no afecta a la entrega del ex president solicitada a Italia. «Le acompaño la Cuestión Prejudicial planteada en su día ante el TJUE, cuya tramitación no modifica la situación en que se encuentra actualmente el procedimiento, sin perjuicio de que deba acomodarse en su día a la interpretación que del derecho europeo, y sobre las estrictas cuestiones suscitadas, realice el TJUE».

«La traducción al italiano de la OEDE ha sido solicitada y estimados que podrá ser remitida el próximo día 27 de septiembre, una vez se reciba en este Tribunal. Igualmente se remite la traducción al italiano de la cuestión prejudicial y se participa que se remitirá cuanta documentación sea precisa», indica el instructor.