Cataluña | España

El PSC presenta su alianza para gobernar Badalona sin aclarar si pactará con la CUP

Rubén Guijarro firma el acuerdo de gobierno para echar a García Albiol de la alcaldía de Badalona EFE/Quique García

«Es un acuerdo por la dignidad pensando solo en Badalona». Así ha presentado el socialista Rubén Guijarro el pacto de gobierno alcanzado con ERC, Podemos y JxCat para arrebatarle la alcaldía al popular Xavier García Albiol. Un acuerdo que necesita el apoyo en el pleno de Guanyem Badalona, la marca de la CUP en la ciudad, aunque Guijarro no ha querido aclarar si los antisistema entrarán finalmente en el gobierno municipal.

El futuro alcalde socialista se ha esforzado en destacar que se trata de una «moción forzada por la aparición de Albiol en los ‘Pandora Papers’ y ha negado, junto a sus socios, que responda a «tacticismos o cálculos electorales» a un año y medio de las elecciones. Esa ha sido la acusación lanzada por Albiol, que atribuye la moción a la ventaja que le otorgan las encuestas para los comicios municipales de 2023.

La moción, ha asegurado Guijarro, «es fruto» de la participación de Albiol en una sociedad en un paraíso fiscal «y sus reiteradas mentiras» sobre su papel y el de su mano derecha, Ramon Riera, en esa sociedad. Ante estos hechos, ha añadio, «el clamor ha sido pedir su dimisión, pero Albiol ha seguido atrincherado en la silla no anteponiendo a Badalona sus intereses personales, algo que no hará ningún miembro de este gobierno».

El socialista ha reiterado que se trata de «la peor crisis institucional» de la historia de la ciudad, pese al historial de mociones de censura que acumula en los últimos dos mandatos. Todas marcadas por los intentos de echar a Albiol de la alcaldía, pese a sus sucesivas victorias electorales. «No se trata de nada personal, es lo único que nos deja hacer, a este callejón sin salida nos ha llevado él».

Amenaza de la CUP

Tanto Guijarro como los representantes de ERC, Alex Montornés, y JxCat, David Torrens, han insistido además en que el pacto está blindado contra las diferencias ideológicas de sus componentes, suma de independentistas y socialistas. «El acuerdo fija la neutralidad institucional en temas supramunicipales» han asegurado, después de que en el anterior mandato rompieran la coalición con la CUP precisamente por las políticas en defensa de la independencia de la entonces alcaldesa Dolors Sabater.

A esa herencia responden, también, las reservas de PSC y Guanyem por reeditar un gobierno de coalición, que llevó a los antisistema a anunciar inicialmente que apoyarían la moción de censura sin entrar en el nuevo gobierno local. Ahora, sin embargo, Guanyem reclama entrar en el nuevo gobierno, y acusa al socialista de vetarlos.

Los antisistema han reclamado este jueves reabrir las negociaciones para entrar en el gobierno local y han reclamado además desmantelar la Unidad Omega de la Policía Local, una unidad de intervención creada por García Albiol.

División sobre seguridad

Guijarro, sin embargo, se ha limitado a agradecer el apoyo de los cuatro regidores de la CUP -imprescindibles- a la moción, y asegurar que Guayem «será un factor clave para la recuperación de la dignidad». «Trabaremos los puentes necesarios» con los antisistema «para que Badalona sea una ciudad institucionalmente estable» ha afirmado.

Respecto a la policía local, el futuro alcalde ha defendido la unidad de intervención local, dejando clara la distancia que le separa de Guanyem. «Una unidad de refuerzo es una buena unidad para proteger sobre todo a los agentes» ha argumentado recordando el ataque, en la vecina Tiana, a una unidad de la policía local.

«Queremos hacer de Badalona una ciudad segura», ha señalado, recordando que «tenemos unos de los índices delincuenciales peores del entorno metropolitano».

Te puede interesar

Comentar ()