Las juventudes de la izquierda abertzale han protagonizado un acto vandálico que ha terminado con la cruz levantada en Barakaldo durante el franquismo en recuerdo de decenas de combatientes del bando nacional muertos durante la guerra. El Ayuntamiento de Barakaldo ha denunciado los hechos. En una nota ha recordado que la llamada cruz del Cabo Quilates, en la dársena de Portu, ya se había acordado a finales de 2020 retirar y sustituirla por paneles explicativos de los hechos ocurridos en este lugar en 1936.

La madrugada de este martes, un grupo de cuatro jóvenes procedieron a demoler mediante un cable y un tensor, la citada cruz. El vídeo muestra cómo tras tensionarlo logran que caiga a la ría. Esta mañana tan sólo permanecía la peana.

La acción ha sido divulgada por Ernai a través de las redes sociales. Aseguran que «en tiempos de fortalecimiento del fascismo es imprescindible hacerle frente». Esta no es la primera ocasión en la que Ernai protagoniza este tipo de acciones en contra de símbolos franquistas. Ha llevado a cabo acciones similares para destruir otras cruces en localidades como Lemoa o Erandio.

La cruz se levanta en el punto en el que permaneció fondeado el buque prisión en el que las tropas republicanas mantenían detenidos a combatientes nacionales. Tras la toma de Bilbao, el citado buque sufrió varios ataques en el que resultaron muertos decenas de soldados.