España | País Vasco

EH Bildu presenta a siete expresos de ETA condenados por asesinato en sus listas al 28-M

En varios casos concurren en los mismos municipios en los que cometieron los crímenes. Además, otros 37 expresos de ETA condenados por pertenencia o colaboración con la banda terrorista engrosan las listas en Euskadi y Navarra.

Arnaldo Otegi, coordinador general de Bildu.

Arnaldo Otegi, coordinador general de Bildu. EP

La izquierda abertzale concurre a las elecciones del 28-M con hasta siete exmiembros de ETA condenados por asesinato y otros 37 sentenciados por pertenecer o colaborar con la banda terrorista. El repaso de las listas de la coalición hecho por el Colectivo de Víctimas del Terrorismo del País Vasco (COVITE) revela que entre las candidaturas del País Vasco y Navarra figuran un total de 44 miembros condenados por su vinculación con ETA que figuran bien como titulares bien como suplentes en alguna de las listas de la coalición que lidera Arnaldo Otegi.

Entre los siete candidatos que acumulan condenas por asesinato se incluye a Agustín Muiños Dias, 'Titin', que figura en sexto lugar en la lista de EH Bildu a la alcaldía de la localidad alavesa de Legutio. Fue condenado en 1985 a 29 años de prisión por participar en el asesinato del empresario hostelero José Antonio Julián Bayano el 26 de noviembre de 1983. En la localidad guipuzcoana de Regil, la coalición concurre con Begoña Uzkudun Etxenagusia, número 3 de su lista y que en 1989 fue condenada a 18 años de cárcel por el asesinato del concejal de UCD José Larrañaga Arenas, asesinado por ETA el 31 de diciembre de 1984 en Azkoitia.

En el municipio guipuzcoano de Irún aparece en el puesto numero 21 de EH Bildu, Juan Ramón Rojo González, condenado en 1996 a 30 años de prisión por el asesinato "por error" de Francisco Gil Mendoza -en el mismo municipio por el que se presenta- el 7 de agosto de 1991. El exmiembro de ETA Asier Uribarri Benito también se presenta a las elecciones, en este caso en la lista de la coalición de la izquierda abertzale a la localidad de Maruri-Jatabe. Fue condenado en 2001 a 16 años de prisión por su participación como cómplice en el asesinato en 1997 del guardia civil José Manuel García Fernández.

"Un peligro para la democracia"

En Bizkaia, en la localidad de Mungia, figura como segundo suplente otro exmiembro de ETA condenado por asesinato. Se trata de José Antonio Torre Altonaga 'Medius', sentenciado a 20 años en 1981 por su colaboración en el asesinato de Alberto Negro Viguera y Andrés Guerra Pereda, dos empleados de la central nuclear de Lemóniz que murieron a consecuencia de un atentado cometido por la banda contra la central el 17 de marzo de 1978. En este territorio, en el municipio de Zierbena, figura como suplente Lander Maruri Basagoiti, condenado a 16 años de prisión como cómplice del asesinato del guardia civil José Manuel García Hernández el 2 de mayo de 1997 en esta misma localidad.

En Navarra, en la lista de la localidad de Berrioplano, concurre Carlos Arriaga Martínez como número 3 de la coalición. Fue condenado en 1989 a 29 años de prisión por el asesinato del comandante de infantería retirado, Jesús Alcocer Jiménez, el 13 de abril de 1984 en Pamplona. Una hora después la banda terrorista mató a dos policías nacionales, Tomás Palacín Pellejero y Juan José Visiedo Calero, al hacer estallar el vehículo en el que habían huido y que los agentes inspeccionaban.

COVITE considera "especialmente grave" y "un peligro para la democracia" que personas con un historial criminal y terrorista opten ahora a cargo público, sin que se tengan en cuenta sus antecedentes penales: "Ninguna democracia digna, ningún Estado de Derecho consciente del significado de sus víctimas del terrorismo permitiría que las puertas giratorias de los terroristas fuesen la política. Que estas personas puedan llegar a ocupar cargos públicos, como si no hubiesen supuesto una gravísima amenaza a la democracia en el pasado, es preocupante y decepcionante", ha afirmado Consuelo Ordóñez, presidenta de COVITE.

La presidenta de COVITE ha urgido a los responsables públicos a garantizar unos "mínimos principios políticos y éticos" en los nombramientos de los integrantes de sus listas, afirmando que "cualquier condenado por terrorismo, aunque haya cumplido su pena, debería estar obligado a repudiar públicamente su pasado criminal si quiere ejercer una función pública", porque de lo contrario, "estaremos convirtiendo en referentes democráticos precisamente a quienes más han hecho por destruir nuestra democracia, atentando contra la vida y la integridad física y moral de miles de personas". Desde COVITE han criticado, asimismo, "que EH Bildu pretenda disimular su simbiosis con ETA" a la par que “abarrotan sus listas a las elecciones del 28-M de personas que pertenecieron a la organización terrorista y fueron condenadas por ello.

Todas las claves de la actualidad y últimas horas, en el canal de WhatsApp de El Independiente. Únete aquí

Te puede interesar