La gerente de Atención Primaria de Madrid, Sonia Martínez Machuca, ha presentado la renuncia a su cargo «por motivos médicos y personales». Lo ha hecho justo unos días antes de la huelga que había convocado el personal sanitario a partir del 25 de octubre en protesta por el modelo de atención de urgencias extrahospitalarias en la región.

Fuentes del departamento que dirige Enrique Ruiz Escudero han precisado que Martínez Machuca, que llevaba prácticamente dos años en el cargo, se encuentra en estos momentos «de baja», y según informa Europa Press, ha comunicado su renuncia «por motivos médicos y personales».

La gerente de Atención Primaria acudió el pasado jueves a la Mesa Sectorial de Sanidad, en la que estuvieron presentes responsables de la Consejería y los sindicatos CC.OO., UGT, CSIT Unión Profesional, Amyts y Satse, para abordar fundamentalmente la reorganización de RRHH que conlleva el nuevo modelo.

Tras el «nulo» avance de las negociaciones con la Consejería de Sanidad sobre la implantación del nuevo modelo de urgencias extrahospitalarias en la región, la respuesta de los sindicatos fue abandonar la reunión y anunciar movilizaciones.

Al día siguiente, las cinco organizaciones sindicales registraron la convocatoria de huelga indefinida a partir de las 8 horas del día 25 de octubre ante el cambio de condiciones laborales para cerca de 700 profesionales sanitarios que pasarán a atender los nuevos 78 Puntos de Atención Continuada (PAC).

En concreto, estos 78 nuevos PAC, que sustituirán a los 40 Servicios de Atención Rural (SAR) y 37 Servicios de Urgencias de Atención Primaria (SUAP) que funcionaban antes de la pandemia, pasarán a depender de la Dirección de Atención Primaria, encabezada hasta el momento por Martínez Machuca.

Según las organizaciones sindicales presentes en la Mesa de Sanidad, el nuevo modelo de urgencia extrahospitalaria supone aumentar la jornada laboral de 1.536 horas anuales a 1.642,5 horas, la modificación radical de sus turnos de trabajo y una «previsible minoración de sus retribuciones», así como la intención de asignar los profesionales de los CIAS a la AP, entre otras cuestiones.

Desde la Consejería de Sanidad han subrayado que con el nuevo modelo los profesionales sanitarios de los SAR pasarían a hacer una jornada ordinaria de 1.642,5 horas anuales, 37,5 horas semanales, exactamente la misma que están haciendo el resto de profesionales del Servicio Madrileño de Salud (Sermas).

La atención continuada no cubierta por los profesionales de los PAC se ofertará, con carácter voluntario, al resto de profesionales de Atención Primaria (que hasta ahora no podían hacerlo) de médicos, enfermeros y celadores. Es decir, que la jornada ordinaria se complementará con la jornada complementaria.