Ciencia y Tecnología

Pistolas Taser: consecuencias de las armas de electrochoque en el cuerpo

Dispositivo electrónico de control como el que acaba de incorporar la Policía Nacional.

Dispositivo electrónico de control como el que acaba de incorporar la Policía Nacional. EP

La Dirección General de la Guardia Civil acaba de cerrar la compra de su primera remesa de pistolas Taser o de ‘efectos eléctricos incapacitantes’, un arma de reducción no letal que los agentes vienen reclamando como parte de su dotación reglamentaria.

En total, se han invertido 454.929,27 euros en un pedido de 150 modelos de la ‘Taser 7’. Una adjudicación que ha ido a parar a Saborit Internacional SL, suministrador de ayuntamientos como Madrid o Valencia.

¿Qué efectos producen en el cuerpo humano este tipo de armas?

Principalmente, la Taser provoca una sensación paralizante e incapacitante temporal por todo el cuerpo, así como fuerte dolor y contracciones incontrolables de los músculos.

Su uso, no sin constantes polémicas, está permitido en países como Estados Unidos, Austria, Argentina o Francia, y ahora se están abriendo paso en España.

¿Cómo funciona la Taser?

Generalmente, la pistola Taser dispara dardos electrificados y conectados al arma que se incrustan –o no, depende del modelo- en la piel. Ello, transmite una descarga.

Si el disparo se produce cerca del corazón, por ejemplo en el pecho, eso podría ocasionar una aceleración del ritmo cardíaco. De 70 latidos por minuto, lo normal, a 220 latidos.

Gas pimienta y otros utensilios de reducción de los cuerpos de seguridad

Otro de los elementos de reducción policial por excelencia es el gas pimienta. Realmente no se trata de un elemento gaseoso, sino de un aerosol compuesto por una solución que contiene capsaicina, una sustancia presente en los pimientos picantes.

A diferencia de las pistolas Taser el gas pimienta pretende reducir al receptor irritándole los ojos, lo que, en el peor de los casos, le puede provocar una ceguera temporal. Su uso se centra en la defensa personal o en la dispersión de disturbios derivados, por ejemplo, de una manifestación.

Te puede interesar

Comentar ()