Decenas de activistas de la organización Extinction Rebellion Spain ha bloqueado este lunes la entrada a la Cumbre del Clima celebrada en Ifema (Madrid).

Con diversas pancartas y consignas, los manifestantes reclaman que los delegados se tomen un momento para reflexionar sobre todas las vidas pasadas, presentes y futuras perdidas debido a la emergencia climática y ecológica.

«Nos enfrentamos a una emergencia global sin precedentes. Los gobiernos no han podido protegernos», alegan.

Se trata de la misma organización que el pasado mes de octubre bloquearon el tráfico en Nuevos Ministerios por la «emergencia climática», un motivo por el que iniciarían «la acción de desobediencia civil pacífica de XR Spain, con la que reclamaremos responsabilidad y acción política dada la gravedad de la situación», contaban desde la propia organización.

Durante el último año han surgido diferentes expresiones de activismo climático por todo el mundo, con protestas multitudinarias en defensa de la vida y del planeta en su conjunto. Estas movilizaciones internacionales han sido la clave para la aprobación de las declaraciones de emergencia climática por los gobiernos de países como Irlanda, Reino Unido o Francia. «Han contribuido a una toma de conciencia mundial inédita de la gravedad de la situación ambiental del planeta», cuenta la organizadora.