Future Nostalgia se convirtió en una pista de baile virtual mientras el planeta entero se confinaba en sus domicilios. El esperado segundo álbum de la artista británica Dua Lipa llegaba en pleno marzo, una semana antes de lo previsto después de que se filtrara en internet.

Superando todas las expectativas, los casi 40 minutos de hits han renovado las energías disco en una industria del pop desgastada por los mismos y habituales recursos. Con una estética y sonido retro, su nostalgia musical la acerca cada vez más al pódio del pop que se le había resistido con su primer disco.

No solo ha protagonizado la portada de VOGUE Reino Unido de febrero, también la de la icónica revista musical Rolling Stone, en la que sigue apostando por la estética retro que tan bien se le daba a Cher en los años 70. Con un sugerente body bicolor de Rui Zhou, y fotografiada por David LaChapelle, Dua Lipa comienza a convertirse en un fenómeno global.

Portada de Rolling Stone de febrero. David LaChapelle

Su Future Nostalgia, con éxitos como Don’t start now, Levitating o Physical, sigue dando que hablar en la carrera hacia la próxima edición de los Grammy 2021, en la que la británica cuenta con ocho nominaciones, incluído Mejor Album, Mejor Canción y Canción del Año.

«No sé por qué pensé que cuando eres un artista pop y haces una canción feliz, no es guay. Tuve que dejar de pensarlo», admite en la entrevista a Rolling Stone.

Dua Lipa fotografiada por David LaChapelle.

«Mi música representa la esperanza. Espero empoderar a las mujeres», explica. «Cuando estaba creando mi primer álbum, mucho de lo que estaba pasando en mi vida era sobre tener el corazón roto», explica. «Esta vez, me sentía tan feliz y las cosas iban tan bien, que me dije, ‘necesito ser capaz de retratar este sentimiento de una manera que no me parezca cursi'».

«Hubo un momento en el que pensé: ‘Oh, a todo el mundo le encanta una balada. Tal vez debería hacer una’. Pero eso no era lo que sentía. Me dije: ‘A la mierda. Es un disco divertido. Eso es lo que es», señala.

Dua Lipa fotografiada por David LaChapelle.