La semana que concluye ha sido rica en acontecimientos, tanto políticos como deportivos, de la mayor relevancia. Hemos asistido a una reunión clave entre el candidato designado por el Rey para someterse a la confianza del pleno del Congreso de los Diputados y ser elegido presidente, o no, del gobierno, Alberto Núñez Feijóo y el actual presidente en funciones y secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. Un encuentro que, por encima de valoraciones políticas, nos ha dejado lecciones acerca de la importancia de lo que vengo denominando hace años, en mis libros y en mis conferencias, como don de gentes, y de la relevancia de la inteligencia emocional y la comunicación verbal y no verbal en los comportamientos, públicos y privados, de los grandes líderes. 

Para poder acceder a este y otros contenidos debes de ser suscriptor.

Opciones de suscripción

¿Todavía no estás seguro? Consulta aquí todas las ventajas de suscribirte a El Independiente.

¿Ya eres usuario Premium?

Identifícate