Dos sindicatos han interpuesto una denuncia en los juzgados contra dos altos mandos de la Policía Nacional por «incumplimientos», en diversas unidades especializadas, de la jornada de trabajo de obligada aplicación desde el pasado mes de abril. La acción en los tribunales afecta de momento sólo a Madrid, pero los denunciantes advierten de que se replicará en otras provincias si sigue sin respetarse la ordenación del tiempo de trabajo regulada por la directiva comunitaria en vigor desde el 2 de agosto de 2004.

El Independiente.com ha confirmado que la Unión Federal de la Policía (UFP) y la Alternativa Sindical de la Policía (ASP) presentaron una denuncia el pasado 25 de octubre contra el jefe superior de Policía de Madrid, Alfonso José Fernández Díez, y el comisario general de Seguridad Ciudadana, Florentino Villabona, por «incumplimiento reiterado y manifiesto» de la jornada laboral vigente desde el 1 de abril y de «obligado cumplimiento» para todos los miembros del cuerpo.

El director general de la Policía, Ignacio Cosidó, firmó una circular el pasado 18 de diciembre tras el acuerdo alcanzado con la mayoría de las organizaciones sindicales en la que se establecían las bases de las nuevas modalidades horarias y la planificación de los servicios. La nueva regulación estaba motivada por una advertencia de la Unión Europea, que dio dos meses de plazo a España para adaptar el horario a las normas europeas tras la denuncia  interpuesta por un funcionario policial, y trata de ampliar el periodo de descanso entre un servicio y otro y contribuir a mejorar la conciliación de la vida laboral y familiar de los integrantes de la organización policial.

Los sindicatos critican que la dirección se niegue a dialogar para tratar de solucionar el problema

Meses después de que empezara a aplicarse la nueva jornada de trabajo, las dos organizaciones sindicales se han cansado ya y han acudido a los tribunales para que éstos obliguen a la dirección a cumplir la regulación horaria tras los intentos fallidos de diálogo para reconducir la situación «Hemos intentado de todas las maneras posibles establecer un diálogo para hacerles comprender el cumplimiento de la normativa vigente con los ahora denunciados y con los respectivos jefes de las dependencias, negándose éstos a cualquier tipo de encuentros, hasta incluso solicitarles, en al menos dos ocasiones, la convocatoria de la Mesa de Seguimiento de la Jornada Laboral, órgano creado expresamente para solventar los conflictos que pudieran surgir sobre estos asuntos, tal y como establece la nueva ley», exponen la UFP y la ASP.

La principal novedad de la nueva regulación horaria es la supresión del conocido como turno africano y la habilitación de uno nuevo (el conocido como ‘quinto y medio’), que trae como consecuencia práctica que un agente a turnos rotatorios realice 15 servicios menos al año para que pueda cumplirse el descanso mínimo de 11 horas cada 24 antes de que realice otro servicio. La UFP ha calculado que el cómputo total de horas realizadas disminuye en 151.

Los sindicatos denunciantes lamentan que la dirección incumpla la nueva planificación en diversas unidades especializadas, lo que está «lesionando los derechos que tanto esfuerzo ha costado conseguir para todos los policías de Madrid» y provocando «innumerables quejas y reclamaciones a los distintos jefes».

«Sólo queremos que se cumpla lo que está firmado», sostienen los denunciantes

«Lo único que queremos es que se cumpla lo que está firmado, simple y llanamente», señalan las fuentes consultadas, que lamentan que otras organizaciones sindicales con representación en el cuerpo -como el Sindicato Unificado de Policía (SUP) y la Confederación Española de Policía (CEP)- se hayan desmarcado de la unión de acción en este asunto.

Las fuentes dijeron que, salvo cambio de postura por parte de los altos mandos policiales, la denuncia presentada en Madrid «no será la última» sino que se promoverán en otras provincias españolas donde también se están constatando incumplimientos de la nueva jornada laboral.

La dirección convocatará a los sindicatos en noviembre para abordar la aplicación de la jornada

La incorrecta aplicación de la circular sobre la jornada laboral ha salido este jueves en el capítulo de ruegos y preguntas de la comisión extraordinaria de personal y proyectos normativos del Consejo de Policía. Los representantes sindicales han pedido que se convoque una reunión para el seguimiento del cumplimiento de esta norma, comprometiéndose la Administración a citarlos en la segunda semana de noviembre. Será entonces cuando entregue un borrador de la jornada de trabajo de las unidades especiales.

Menos agentes en la calle

Este diario ya publicó el pasado 4 de octubre que la implantación de la nueva jornada ha obligado a una redistribución de efectivos, puesto que el refuerzo de la plantilla está bajo mínimos por las restricciones presupuestarias y no se cubren las bajas por jubilación o por pasar a segunda actividad. El pasado 14 de septiembre se incorporaron a la Escuela Nacional de Ávila 1.304 policías-alumnos tras superar la oposición, si bien necesitarán 22 meses -10 en el complejo abulense y otros 12 meses de prácticas en distintas unidades y dependencias policiales- para completar su formación antes de que se les dé su primer destino.

Todo ello está provocando que, desde que entró en vigor el pasado mes de abril  la nueva regulación horaria, se haya constatado una significativa reducción de agentes en la calle que despierta la preocupación entre los mandos policiales. Algunos llegan a cifrar la merma en cerca del 20%.