Seis soldados franceses han resultados heridos tras un atropello en Levallois-Perret, uno de los suburbios de París, en la mañana de este miércoles. Medios locales informan de que el vehículo habría impactado de forma directa e intencionada contra el grupo de soldados en esta zona al noroeste de la capital.

Dos de los soldados han presentado heridas de gravedad, mientras que el conductor del coche, un BMW, se ha dado a la fuga. Horas después, y tras una larga e intensa búsqueda, la Policía lograba capturar al agresor gracias sobre todo a las numerosas cámaras de vigilancia que hay repartidas por la localidad. Su nombre es Hamou Benlatreche, de 37 años, de origen magrebí y llegado a Francia de manera clandestina.

El alcalde de Levallois-Perret, Patrick Balkany, ha asegurado que el ataque es «sin ninguna duda» deliberado. «Es un odioso acto de agresión», ha dicho Balkany en BFM TV.

El vehículo estaba esperando a las puertas del Cuartel en el que estaban los soldados y, según salían, se dirigió directamente contra ellos, según han explicado las fuerzas de seguridad parisinas y ha confirmado el alcalde de Levallois-Perret.

Los heridos formaban parte del operativo de la Operación Centinela, puesta en marcha por el Gobierno galo después de los ataques que se produjeron en el año 2015 en París. La ciudad lleva desde noviembre de ese año en estado de emergencia bajo la mencionada operación, con mucha presencia policial y del ejército sobre todo en los puntos turísticos clave.