La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, ha asegurado tras reunirse con el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, este miércoles que la situación en Cataluña es “muy grave”. Es lo único que ha declarado los periodistas a la salida de la reunión con el presidente y el vicepresidente, Oriol Junqueras, que ha durado alrededor de media hora.

La Guardia Civil ha detenido este miércoles a 12 personas y ha registrado la sede de las Consellerias de Economía, Gobernación, Exteriores y Asuntos Sociales de la Generalitat.

Por otro lado, y tras la reunión paralela de los partidos independentistas, la portavoz de la CUP, Anna Gabriel, ha asegurado que “el pueblo de Cataluña no se puede permitir no votar el 1-O”. “Nos ponemos a disposición del Govern y sus entidades. Si no se puede votar habrá ganado el Gobierno”.